Sociedad

Equinoccio de primavera: ¿Por qué la primavera la sangre altera?

  • La luz y la activación de ciertas hormonas son los principales detonantes de que aumente la energía, el deseo sexual y las ganas de salir a disfrutar de la vida

La luz y su influencia en las hormonas dan la razón al refrán. La luz y su influencia en las hormonas dan la razón al refrán.

La luz y su influencia en las hormonas dan la razón al refrán.

La primavera supone un antes y un después en el ciclo anual de las personas. Dejamos atrás meses fríos, oscuros, de escasa presencia de luz natural, nostalgia y sensación de tristeza.

Todo cambiará con la llegada de esta estación del año. El sol comienza a abrirse paso de forma periódica, las flores desprenden colorido y aromas que siembran optimismo entre la sociedad, el cielo es un paso constante de aves y la luz, en definitiva, le gana la partida a la noche.

Es tiempo de cambio, de energía y positividad. Podemos estar en lo cierto cuando hacemos referencia a la clásica cita de nuestro refranero "La primavera la sangre altera", pero ¿por qué? ¿Tiene un verdadero fundamento científico?

La luz, el detonante de la alteración sanguínea

El punto clave de esa "alteración" de nuestra sangre a la que se refiere el refrán es la mencionada luz. La luz es el detonante que nos anuncia la llegada de la primavera a nuestro cuerpo.

La luz nos estimula y nos llena de energía para afrontar nuevos retos. La luz nos estimula y nos llena de energía para afrontar nuevos retos.

La luz nos estimula y nos llena de energía para afrontar nuevos retos.

Nos estimula y nos llena de energía para afrontar nuevos retos profesionales, personales y sentimentales. Todo ello se explica por la regulación que realiza de la segregación de la melatonina, hormona que influye en el ritmo de otras compañeras, por lo que su incidencia es relevante.

Estas hormonas tienen incidencia en las relaciones afectivas, motivación, estrés y otros factores que nos llevan a pensar que, efectivamente, podemos alterarnos con la aparición de la primavera. El conjunto de sensaciones, olores, sonidos y ambiente nos invita a mirar nuestro día a día con mayor optimismo.

El deseo sexual se dispara

A partir de marzo, con el aumento de las horas de luz, los niveles de vitamina D también ascienden, tras haber alcanzado sus niveles más bajos en el oscuro invierno.

Existen estudios que relacionan que los hombres que tienen altas cantidades de vitamina D también presentan un mayor nivel en sangre de testosterona, hormona sexual masculina por excelencia y, en consecuencia, experimentan un incremento de la líbido.

Deseo sexual y primavera están íntimamente relacionados. Deseo sexual y primavera están íntimamente relacionados.

Deseo sexual y primavera están íntimamente relacionados.

Y si esto no fuera poco, la exposición a la luz aumenta la secreción de endorfinas, tanto en hombres como en mujeres.

Estos neuropéptidos alivian el estrés, levantan el ánimo y estimulan la respuesta sexual. De hecho, la Asociación Estatal de los Profesionales de la Sexología (AEPS) de España asegura que las consultas sexológicas suelen aumentar a partir de la entrada oficial de la primavera, que este año se produce el 20 de marzo. 

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios