Borrasca Filomena

'Filomena' colapsa gran parte de España después de dos días de intenso temporal

La Plaza de Oriente nevada y con las fuentes congeladas La Plaza de Oriente nevada y con las fuentes congeladas

La Plaza de Oriente nevada y con las fuentes congeladas / Efe

El temporal Filomena ha colapsado gran parte de España, principalmente en distintas comunidades del centro y este de España, donde ha causado incidencias en la red de carreteras, trenes, en el aterrizaje y despegue de aviones, además de en la navegación.

El ministro de Transportes, José Luis Ábalos, ha pedido este sábado a los ciudadanos que ante las grandes nevadas, el temporal más intenso de los últimos 50 años, permanezcan en sus domicilios y eviten desplazamientos porque "la situación es grave", una petición a la que se ha sumado el titular del Interior, Fernando Grande-Marlaska, en una rueda de presa conjunta.

Según ha señalado Grande-Marlaska, el servicio de Protección Civil está preparado para apoyar los servicios esenciales, entre los que ha destacado el reparto de vacunas, los trasplantes de órganos o las diálisis -además del resto de prestaciones sanitarias- en "situaciones tan extraordinarias como estas".

Según el último balance de la Dirección General de Tráfico, tres carreteras permanecen cortadas en la red principal, una en Girona y dos en Toledo, junto a 45 en la red secundaria, mientras que ya son obligatorias las cadenas para circular en 611 vías y puertos, cien de ellos de la red principal.

Sigue restringido el tráfico a los camiones en la A3 en Valencia, la A50 en Ávila y todas las carreteras de la Comunidad de Madrid.

La consecuencia más grave por el momento del temporal es la muerte de un hombre de 54 años en Madrid que ha sido encontrado en su coche sepultado por la nieve en la localidad de Zarzalejo, según ha informado la delegación de gobierno y de dos personas en una riada entre Mijas y Fuengirola (Málaga).

Setenta vehículos y 150 militares de la Unidad Militar de Emergencias (UME) están desde ayer por la tarde dedicados a labores de rescate y asistencia ante los efectos del temporal centrados en Madrid, donde se esperan refuerzos.

Según han informado  fuentes de la Agencia Estatal de Meteorología, la nevada que ha caído en Madrid es la mayor desde 1971 y ha dejado 33 litros por metro cuadro en forma de nieve en las 24 horas previas a las 07:00 horas de este sábado

En la capital, en alerta máxima, no es posible circular por las carreteras de la ciudad, donde la acumulación de nieve ha llegado a los 60 centímetros de espesor y aún hay gente atrapada en sus vehículos a la que se está intentando auxiliar.

Desde la noche del viernes, el aeropuerto Adolfo Suárez Madrid-Barajas permanece cerrado debido a las malas condiciones de las pistas y de visibilidad.

Renfe ha suspendido todos sus trenes con destino o salida en Madrid (de media y larga distancia) durante el sábado así como los servicios de Cercanías de la Comunidad de Madrid, debido a averías generalizadas en las estaciones de tren, según ha informado Adif que ha reseñado que los trabajos para solucionarlo, debido a la ventisca han resultado "infructuosos".

El temporal de nieve, lluvia y viento impide la circulación de trenes de alta velocidad en la Comunidad Valenciana, ha provocado el corte del suministro eléctrico en una zona Benagéber (Valencia) y ha hecho necesario también el cierre del puerto de Gandía y de forma parcial del de Valencia.

Según ha informado Protección Civil, cerca de 400 camiones siguen retenidos en distintos puntos de la comunidad tras la suspensión de la circulación en varias vías para garantizar la seguridad.

Durante la madrugada el temporal ha llegado también a la zona sur Cataluña, donde se han acumulado hasta 30 centímetros de nieve aunque por el momento no se han registrado incidencias ni ha habido vehículos atrapados y apenas ha nevado en el área de Barcelona.

Sin embargo, la Confederación Española de Transporte de Mercancías (CETM) se queja de que unos 20.000 camiones, que son los que cruzan diariamente por Cataluña, están pendientes de que la Generalitat autorice la circulación.

Las compañías navieras Balearia y FRS han suspendido este sábado, por tercer día consecutivo, las salidas programadas entre los puertos de Ceuta y Algeciras (Cádiz) debido a los efectos del temporal Filomena con rachas de viento muy fuertes en la zona.

La nevada de Madrid, la mayor desde 1971

La nevada que ha caído en la ciudad de Madrid es la mayor desde 1971 y ha dejado 33 litros por metro cuadro en forma de nieve en las 24 horas previas a las 07:00 horas. La gran acumulación de nieve ha dejado intransitables calles y carreteras y afectado el transporte urbano terrestre y el ferroviario, además, el aeropuerto de Madrid Barajas Adolfo Suárez ha paralizado sus operaciones durante todo el sábado debido a la previsión de nieve de las próximas horas.

En Madrid no nevaba tanto desde al menos 1971, señalaron las fuentes de Aemet, y precisaron que las precipitaciones en forma de nieve fueron de 33 litros por metro cuadrado en las 24 horas previas a las 07.00 horas de hoy.

Aquella gran nevada de hace 50 años comenzó a caer sobre la ciudad la tarde del 7 de marzo y continuó hasta la madrugada del día 9, dejando un manto de 20 centímetros de espesor, y de hasta 30 centímetros en algunos barrios del nordeste de la ciudad, cantidades que se han superado ampliamente en esta ocasión.

La nevada de 1971 fue especialmente importante tanto por el espesor acumulado como sobre todo, por la persistencia.

Entre las grandes nevadas que se recuerdan en Madrid, donde estos episodios no son frecuentes, destaca también la que se registró la madrugada del 27 al 28 de febrero de 1984 y que dejó espesores de 15 centímetros. Además, los días siguientes fueron secos y fríos, lo que hizo que la nieve permaneciera más de una semana en las zonas de sombra.

El 23 de febrero de 2005 se produjo otra importante nevada, que comenzó de madrugada y continuó durante el día. En la capital se superaron los 10 centímetros de espesor y en localidades madrileñas por encima de 800 metros se acumularon más de 20.

Cuatro años después, el 9 de enero de 2009, la nieve volvió a caer copiosamente sobre Madrid, colapsando el tráfico y obligando al cierre del aeropuerto de Barajas durante cinco horas.

Más recientemente, el 7 de enero de 2018, otra importante nevada que afectó a la Comunidad de Madrid, mantuvo a miles de personas atrapadas durante 18 horas en sus coches en la AP-6.

La mayor nevada en la ciudad de Madrid de la que se tienen registros meteorológicos fue la que cayó entre el 27 y el 30 de noviembre de 1904, y que acumuló más de un metro de espesor en las calles.

Entre las grandes nevadas en la capital destacan también la que cubrió las calles el 7 de febrero de 1907, que en algunos puntos alcanzó los 50 centímetros de espesor, y la registrada entre el 26 y el 27 de enero de 1952, que dejó un manto de 30 centímetros.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios