Vivir

Cuentos de Bata Blanca, solidaridad y fantasía para concienciar desde la infancia

  • La colección de libros infantiles, escritos por profesionales sanitarios granadinos, aborda las afecciones y patologías más frecuentes entre los más jóvenes a través del entretenimiento

Susana Salazar, durante la presentación de Cuentos de Bata Blanca ante los profesionales médicos de Granada Susana Salazar, durante la presentación de Cuentos de Bata Blanca ante los profesionales médicos de Granada

Susana Salazar, durante la presentación de Cuentos de Bata Blanca ante los profesionales médicos de Granada / G. H.

La iniciativa Cuentos de Bata Blanca, un conjunto de narraciones infantiles escritas por profesionales sanitarios, presentó esta semana su proyecto ante el Colegio de Médicos de Granada.

La idea, impulsada por la asociación sin ánimo de lucro con la que comparte nombre, pretende explicar de manera didáctica y con un lenguaje orientado al público infantil, no sólo el diagnóstico y tratamiento de patologías y afecciones a través de la intervención de profesionales reales, sino que intenta fomentar conductas saludables y hábitos higiénico-sanitarios desde la niñez.

Susana Salazar, traumatóloga del hospital PTS y creadora de la asociación que impulsa esta iniciativa altruista, se convierte en los libros en la Doctora Batablanca. En el primer cuento de la serie, Rank, El osteocito, se cuenta la historia de un niño que sufre una fractura radio distal, pero que intenta ir más allá del nivel humano del médico y los pacientes, introduciendo como personajes a las propias células –Osteocito– para explicar que “los verdaderos protagonistas del proceso de curación no son los médicos, sino la maduración de las células que componen nuestro organismo’’.

La recaudación irá destinada a compra de material médico y escolar, entre otras

Gracias a los relatos los menores podrán comprender, de manera más sencilla, qué sucede en su cuerpo y cuáles son los métodos de actuación y los cuidados básicos que se requieren y que pueden ser útiles también para los padres. 

Salazar afirma desarrollar esta iniciativa con “pasión” ya que su inventiva natural le permite, desde que era niña, crear historias unidas a su profesión y a los niños. Esa fue la principal motivación para hacer real este proyecto y darle forma a través de la Asociación Bata Blanca, que pretende invertir todo lo recaudado por la venta de ejemplares en acciones benéficas como la compra de material para hospitales y colegios, o ayudar a niños que necesiten medios para tratamientos.

La asociación también pretende que el dinero recaudado pueda ayudar a financiar futuros proyectos, tales como trasladar las historias a las patologías básicas que pueden darse en personas mayores, crear audiolibros, organizar talleres, o contar con cuentacuentos que puedan llevar estas historias y sus personajes a más colegios y hospitales de una manera más creativa.

Los cuentos fomentan el conocimiento y favorecen hábitos saludables

En palabras de Susana Salazar: “La idea es que médicos de distintas especialidades del ámbito sanitario entren en el universo Batablanca en futuras ediciones, dando vida a otros personajes y aportando nociones básicas y conocimientos dentro de la especialidad de cada uno. Así se podrán crear nuevas historias y tratar de explicar las distintas afecciones que atacan al cuerpo humano’’.

La iniciativa, de la que ya se han hecho eco en otras ciudades tanto españolas como de Colombia, cuenta con el apoyo de reumatólogos, cardiocirujanos o farmacólogos clínicos que se han interesado por el proyecto, y que quieren aportar su toque de fantasía al “formal” y “serio” mundo de la medicina.

Lo que más ha impresionado a Salazar en las distintas visitas que ha realizado a colegios es que, a pesar de la complejidad y tecnicidad de ciertos temas, los más pequeños mostraron un gran interés y fascinación en ellos. Asimismo, la doctora manifestó “la necesidad de fomentar más iniciativas como esta para estimular la mente y los conocimientos de los niños desde edades tempranas’’.

Susana Salazar, con el primero de sus libros Susana Salazar, con el primero de sus libros

Susana Salazar, con el primero de sus libros / G. H.

Financiación del proyecto

El proyecto Bata Blanca fue impulsado con la ayuda de Elefante Multicolor, una empresa multidisciplinar con experiencia en gestión de proyectos, comunicación y diseño, que convierte las ideas en proyectos reales. En el caso de Cuentos de Bata Blanca, la mayoría de la financiación fue a través de crowdfunding, donaciones colectivas de mecanismo colaborativo para financiar iniciativas. 

En tan sólo dos meses, estos cuentos han vendido cerca de 200 ejemplares. Sus impulsores esperan contar con un mayor nivel de participación en los próximos meses gracias a la promoción en comercios textiles para niños de Granada, en librerías o, incluso, clínicas dentales.

Este primer cuento se puede encontrar al precio de 15 euros, además de en estos establecimientos, en las webs de Elefante Multicolor o de la propia asociación Bata Blanca. Una de las utilidades también de las webs es que la Doctora Batablanca resuelve las dudas que puedan plantearse los niños mediante correo electrónico y en los tips que aparecen al final del libro.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios