Costa

Salobreña recibe 19 millones de euros para solventar la inundabilidad del suelo del río Guadalfeo

  • Señalan que de forma paralela se puede desarrollar no solo la urbanización del terreno, sino que su edificación, de forma que podría estar todo terminado para 2028

Salobreña recibe 19 millones  de euros para solventar la inundabilidad del suelo por el Guadalfeo

Salobreña recibe 19 millones de euros para solventar la inundabilidad del suelo por el Guadalfeo / G. H.

Ha tenido que pasar más de una década para que el Ayuntamiento de Salobreña vea como una lluvia de millones le permitirá ‘meter mano’ a uno de los grandes problemas de seguridad a los que se podría enfrentar en un futuro, en caso de desbordamientos del río Guadalfeo y que permitirá desbloquear importantes desarrollos urbanísticos paralizados con el paso del tiempo por el riesgo de inundabilidad. Un ambicioso proyecto que afectará a una superficie de 16 millones de metros cuadrados entre Motril, Salobreña, Lobres, Molvízar y Vélez de Benaudalla.

Algunos vecinos de la Costa recuerdan todavía como si fuera ayer, el día que las fuertes riadas provocadas por las lluvias torrenciales, arrasaban a su paso con el puente de hierro que unía la carretera Nacional 323 con la de Lobres, en el 1973. Un hecho que, lejos de parecer de otra época, preocupaba a la administración de la Villa tras distintos estudios realizados en la primera década del 2000, y que ahora podrán solucionar gracias a una inversión de 19 millones de euros de los fondos europeos.

"Después de mucho esfuerzo, trabajo y reuniones, podemos anunciar que tiene reflejo presupuestario resolver la inundabilidad de Salobreña. El pasado 20 de diciembre estuvimos en la Comisión de Autoridades Competentes de las Cuencas Hidrológicas, en la Consejería, y tras muchos años de trabajo, los Planes de Gestión de Riesgo tienen ya el proyecto de Salobreña contemplado con una cuantía de 19 millones para ejecutar en los próximos años", explica la alcaldesa, María Eugenia Rufino, quien remarca que entendían que "no se trataba de un problema de competencia exclusiva del municipio. No era ámbito local darle una solución a este gran problema que con esta inversión de los fondos europeos se verá, en gran parte, resuelto".

Rufino indica cuando se realizó el encauzamiento del río Guadalfeo y se inician los estudios del riesgo de inundabilidad en 2007, "cambian los parámetros para establecer los riesgos de inundabilidad de determinadas zonas, la capacidad que en encauzamiento del río podía tener ante una posible avenida tenía unos cálculos determinados, se modifican los criterios para establecer esos cálculos. Inicialmente cuando se hace la infraestructura no se barajaba con un riesgo que, ahora, y con los nuevos datos, si se nos considera una zona de riesgo".

Las consecuencias ante un posible aumento del caudal del Guadalfeo son devastadoras, afectando principalmente a gran parte del término municipal de Salobreña y gran parte de Playa Granada y Poniente. "En un primer momento no se consideró que era una zona inundable, y la zona tiene unos desarrollos urbanísticos, como el TH2, que siguió su curso, y cuando este estudio se pone de manifiesto tiene la consecuencia de que hay que tomar medidas preventivas y correctoras", añade la responsable municipal.

Mostrando el plano de las principales zonas afectadas en caso de inundación Mostrando el plano de las principales zonas afectadas en caso de inundación

Mostrando el plano de las principales zonas afectadas en caso de inundación / A. F.

La situación de inundabilidad sobrevenida es recogida desde el punto de vista de la Ordenación Territorial en el Plan de Ordenación del Territorio de la Costa Tropical de Granada (POTCTGr), que se aprobó en el año 2012. En esta normativa de la ordenación territorial se recogen las zonas inundables de la cuenca baja del río Guadalfeo y se delimitan en el Plano de Protección y Riesgos como zonas cautelares ante el riesgo de inundación, y a su vez se contempla la ejecución de "obras de defensa contra inundaciones de los núcleos urbanos proyectadas por la administración competente en materia de aguas" que minimizaría el riesgo de inundación y reduciría de forma notable el suelo inundable, recogiéndose específicamente en el art. 63 de la Normativa del POTCTGr.

A partir de ese momento en el que la Ordenación Territorial estableció la nueva condición de inundabilidad de esa amplia zona, que afectaba a parte de los núcleos urbanos tanto en Salobreña como en Motril, desde el Ayuntamiento de Salobreña han venido sucediéndose numerosas actuaciones tendentes a adoptar y ejecutar cuantas medidas y actuaciones fueran pertinentes en aras de solventar esa situación y afección.

El arquitecto municipal, Francisco Morejón, relata que "además de establecer unas condiciones de seguridad para la población, desbloquea muchas situaciones que hasta ahora mismo, mientras no se contemplara la situación de la inundabilidad, estaban bloqueadas. Algo que afecta tanto a los desarrollos urbanísticos futuros como a los actuales que los limita". Aunque inciden en que el problema sería igual de importante si el desarrollo urbanístico no estuviese en juego, por el riesgo que podría suponer para las personas. 

Por su parte, Julio Roldan, ingeniero consultor de los estudios hidráulicos, incide en que este proyecto sale adelante, entre otros motivos, por el gran trabajo que hay detrás. "Después de numerosas gestiones y propuestas durante todos estos años, por parte del Ayuntamiento de Salobreña y demás agentes afectados en relación con la adopción de medidas correctoras que resolvieran la situación de inundabilidad, se ha conseguido que, en el marco de la nueva planificación (Plan de Gestión de Riesgo de Inundación -PEGRI- de las Cuencas Mediterráneas Andaluzas – periodo 2022-2027, esté contemplado específicamente para la problemática existente la propuesta concreta de actuaciones, con adopción de medidas y establecimiento de cuantificación económica que permita abordar de una vez por todas la solución de tan importante y trascendente problema".

Roldán señala que cinco años "para este tipo de inversión, es un plazo de tiempo bastante ajustado, no se puede perder tiempo porque si no el plan no se va a poder cumplir. Resolverá gran parte del problema que se pone de manifiesto, un 80% del total", gracias a una colaboración público-privada, ya que los propietarios del TH2 también participan.

Una vez que finalice el proyecto, "habrá que valorar el resto de la actuación, ya que una parte de la actuación se tendría que realizar cerca de Vélez de Benaudalla, y que necesariamente se deberá abordar en una segunda fase del proyecto", avanza.

Avenida 500 años periodo de retorno vega del Guadalfeo de Salobreña y Motril Avenida 500 años periodo de retorno vega del Guadalfeo de Salobreña y Motril

Avenida 500 años periodo de retorno vega del Guadalfeo de Salobreña y Motril / G. H.

Las actuaciones que se llevarán a cabo consisten en un recrecido del margen derecho de la Rambla de Molvízar, un sistema de protección del margen izquierdo y un encauzamiento ampliado del cauce, además ampliar la capacidad de caudal bajo el puente de la N-340. Todo ello con medidas de mejora de carácter medioambiental.

Si la planificación se cumple, las medidas correctoras deberían estar terminadas en 2028, paralelamente se puede desarrollar no solo la urbanización del sector, sino que su edificación, por lo que podría estar terminado en cinco años también.

La Salobreña del futuro

Gracias a este proyecto, además de solucionar un posible problema de seguridad, Salobreña ve más cerca ese sueño de convertir esta parte de la vega en un gran anillo verde, aunque llevan tiempo dando distintos pasos en la misma dirección mediante jornadas de concienciación, reforestación y conservación de la naturaleza y los ecosistemas.

"Hace muchos años que Salobreña tiene muy claro hacia dónde quiere conducirse, de hecho, el desarrollo urbanístico del municipio es ejemplar. Hace 30 años se tenía muy claro, las distintas figuras del planeamiento se han hecho con mucha cabeza, exceptuando algunas edificaciones más antiguas como Salomar, el resto han crecido muy sensatamente. El urbanismo en Salobreña también, hay sol en todos sitios, no hay edificios muy altos que provoquen sombra y que imposibiliten disfrutar de los espacios públicos", señala la alcaldesa de la Villa, María Eugenia Rufino.

Al hilo, y a preguntas sobre proyectos que se quedaron en el aire en el pasado, como la construcción de un centro comercial, explica que "a seis meses de las elecciones, y con un horizonte más que definido, no se pueden pedir más proyectos en una legislatura, que además ha estado comida por la pandemia durante algo más de dos años. Deberán ser otros los que tengan la responsabilidad de pensar en eso, aunque creo que no es acertado pensar en ello, hay otras apuestas comerciales más interesantes, y no hay que tener de todo en cada sitio, la oferta de Salobreña se singulariza porque ofrece cosas que otros municipios no pueden", concluye.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios