Granada

Luis de Haro renuncia a la jefatura de Policía de Andalucía Oriental

  • El hasta ahora jefe superior cesa a petición propia y ocupará en breve un destino diplomático como agregado en una embajada de España en Hispanoamérica

Comentarios 7

El hasta ahora jefe superior de Policía de Andalucía Oriental, Luis de Haro Rossi, dejará en breve su cargo para ocupar un puesto en una embajada española en Hispanoamérica. La salida de De Haro de su puesto al frente de la Policía en las provincias de Granada, Almería, Jaén y Málaga se produce a petición propia y se hará efectivo en esta misma semana, ya que el trámite está tan sólo a falta de la firma del ministro del Interior.

De Haro Rossi, granadino, con un amplio historial en la Policía, en la que ingresó en 1969, posee asimismo experiencia en el campo diplomático, ya que durante cinco años, entre 1991 y 1996, ejerció como agregado en comisión de servicios en la Embajada de España en París, donde llegó a ejercer como consejero de Justicia e Interior.

Luis de Haro fue nombrado al frente de la Jefatura de Policía de Andalucía Oriental, con sede en Granada, en 2004, y desde su cargo, en los cuatro años que lo ha ejercido, impulsó decisivamente la construcción de la nueva Comisaría, que está a punto de ser inaugurada. Su nombramiento acalló los rumores alentados desde diversos ámbitos y relativos al posible desmantelamiento de la jefatura de Policía con ámbito y jurisdicción en las cuatro provincias orientales de Andalucía o su traslado a la Costa del Sol y, más en concreto, a Málaga.

Al frente de la Policía en la zona oriental andaluza, De Haro cierra su jefatura con las brillantes operaciones Malaya o Ballena Blanca -entre otras-, en las que se desmantelaron redes de corrupción urbanística, así como tráfico de drogas y otro tipo de delitos.

De Haro, granadino, funcionario de la escala superior del Cuerpo Nacional de Policía, alcanzó el grado de comisario en 1988, por oposición, en la primera promoción resultante del Cuerpo Superior de Policía y la Policía Nacional. Antes, había desempeñado servicios en el País Vasco y Navarra hasta su ascenso a inspector, en 1977, con el que entró en el Gabinete Central de Identificación. Comisario en Lloret de Mar y Torremolinos hasta su pase a la embajada en París, volvió a Granada en 1997, al frente de la comisaría Centro y en 2002 se hizo cargo de la Policía Local, como superintendente y asesores del entonces alcalde, José Moratalla.

Con la llegada de Torres Hurtado a la Alcaldía, en 2003, se produjo su cese. El acoso a la anterior cúpula de la Policía Local con el 'tripartito' le llevó a denunciar judicialmente a los responsables del cuerpo nombrados por el gobierno local del PP, una denuncia que fue admitida a trámite y sigue en la actualidad su curso.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios