Granada

Luis Salvador cumple un año en la Alcaldía de Granada con Sebastián Pérez fuera de la foto

  • El alcalde da por cerrado el debate sobre la alternancia

Luis Salvador cumple un año en la Alcaldía de Granada con Sebastián Pérez fuera de la foto Luis Salvador cumple un año en la Alcaldía de Granada con Sebastián Pérez fuera de la foto

Luis Salvador cumple un año en la Alcaldía de Granada con Sebastián Pérez fuera de la foto

El equipo de gobierno en el Ayuntamiento de Granada cumple su primer año de mandato con una comparecencia y una foto de familia en la que ha estado ausente el concejal popular  Sebastián Pérez.  El alcalde de Granada y portavoz provincial de Cs, Luis Salvador, ha dado por "cerrado" el debate sobre la alternancia a mitad del mandato con el PP, formación con la que cogobierna en el Ayuntamiento de la ciudad de la Alhambra desde hace un año.

Preguntado sobre este tema, derivado de que el primer teniente de alcalde, Sebastián Pérez, entonces presidente provincial del PP, mantuviera que había un acuerdo de "dos más dos" años, ha rehusado entrar en el mismo ni en "polémica" alguna.

En la comparecencia informativa para hacer balance del año, que se cumple este lunes, de su investidura como alcalde, en la que Luis Salvador ha estado acompañado de los ediles de Economía y Seguridad Ciudadana, Luis González y César Díaz, por el PP, y de Comercio, Manuel Olivares, por Cs, el regidor granadino ha señalado que, siguiendo un criterio "funcional", en la rueda de prensa no ha habido "ninguna ausencia".

"Podrían estar perfectamente" todos los miembros del equipo de gobierno local, ha señalado Salvador, quien ha abogado, haciendo referencia a la intervención de González sobre distintos proyectos municipales, por trabajar con una perspectiva de futuro y "no mirando hacia el pasado".

Ha sido un periodo “no exento de dificultades por la crisis del Covid-19” que, en palabras del alcalde de Granada, Luis Salvador, ha estado centrado en lograr “alianzas institucionales que reviertan en la ciudad así como en la revitalización económica, social y cultural y el impulso de nuevos y grandes proyectos que mejoren la calidad de vida de los granadinos”.Durante la presentación del balance desde la toma de posesión el pasado junio 2019, Luis Salvador ha dividido el ejercicio en tres grandes periodos: uno primero hasta septiembre 2019, “de arranque y constitución de los órganos de gobierno y gestión municipal y de búsqueda de grandes alianzas y compromisos institucionales para los grandes proyectos que la capital precisa”.En este apartado ha comenzado refiriéndose a la Junta de Andalucía, “gran aliada que está permitiendo desbloquear actuaciones de calado como el eje Arabial-Palencia, el parking de Andaluces, la reforma de los Paseíllos Universitarios o el avance del PGOU” y a la Universidad, “frente a épocas en que estaba de espaldas, ahora hay plena sintonía para iniciativas de gran repercusión como el Acelerador de Partículas, entre otros”.Tras la Junta, ha apuntado al acercamiento a la Alhambra que “permitirá que fuertes inversiones del monumento redunden en proyectos de ciudad como el Paseo Romayla o la rehabilitación del Maristán, todos ellos en marcha, y que se van a materializar de verdad”.También en el capítulo de alianzas, Luis Salvador ha señalado al área metropolitana, mencionando entre otras cuestiones las reuniones mantenidas con ayuntamientos del entorno como Albolote, Ogíjares y Alhendín para “puesta a disposición de suelo industrial que permita captar inversiones”, así como al Puerto de Motril, “para atraer cruceros de lujo que repercutan en el turismo y riqueza de la capital y la provincia”.Por último, el alcalde ha destacado el valor de la presencia de Granada en la FEMP, “altavoz del municipalismo español en asuntos económicos decisivos para los ayuntamientos, que supondrá, seguro, grandes oportunidades para Granada”.Si el primer periodo del mandato, entre junio y septiembre 2019 fue el del arranque de actividad y búsqueda de alianzas, marcado por la polémica de la alternancia en la Alcaldía con Sebastián Pérez; el segundo periodo –entre octubre y la declaración de estado de alarma en marzo de este año-, ha estado marcado, según el primer edil por “el impulso y desarrollo de los principales objetivos y actuaciones que estaban contemplados e incluidos en el acuerdo programático de 80 puntos pactado por el equipo de gobierno”.Al desgranar algunos hitos de esta segunda etapa, Luis Salvador ha comenzado por la revitalización de la candidatura granadina a Capital Europea de la Cultura 2031, “un gran proyecto que cuenta con un Plan Estratégico en marcha; que ha celebrado mesas de debate, que se ha visto respaldado por la Junta de Andalucía frente a la propuesta de Jerez, y que está centrado en impulsar la Red de Festivales, -más de 22-, la Agenda Cultural Única y las grandes infraestructuras culturales para retomar el liderazgo perdido de Granada”.

Luis Salvador, Luis González, César Díaz y Manuel Olivares. Luis Salvador, Luis González, César Díaz y Manuel Olivares.

Luis Salvador, Luis González, César Díaz y Manuel Olivares.

En el apartado cultural, Luis Salvador ha hecho asimismo referencia a la resolución de los problemas económicos que la OCG presentaba a la llegada del nuevo equipo de gobierno a la plaza del Carmen; al Centro Lorca, “que ha normalizado su actividad y está desarrollando nuevos estatutos”-, así como nuevos proyectos como los grandes festivales Milnoff de Flamenco e Iberseries, o nuevos equipamientos culturales para la ciudad como el centro de exposiciones de Acera del Casino “que acogerá muestras plásticas de vanguardia e importantes piezas del patrimonio municipal”.El alcalde ha vinculado la revitalización cultural con la revitalización social, económica y turística y, así, en este apartado se ha referido al Plan Turístico de Grandes Ciudades, “que supondrá importantes inversiones de mejora urbana”; la Red de Miradores “un nuevo reclamo para el visitante”; la nueva señalética “para un turismo sostenible, moderno y accesible”; la vicepresidencia de Granada en la Red de Ciudades AVE o el cambio del sistema de ventas de la Alhambra “que aumentará las pernoctaciones”.Según el regidor granadino, el apartado de Innovación, Tecnología y Ciencia resulta un “importante factor de revitalización” y supone para Granada “el salto a la modernidad”. En este capítulo, Luis Salvador ha incluido un gran paquete de proyectos  que comienzan por la presencia de nuestra ciudad en la WTA que “garantiza por tierra, mar y aire que el proyecto del acelerador de partículas se quede en Granada”; o la puesta en marcha de “una Agenda Digital real en el Ayuntamiento” con herramientas de teletrabajo efectivas, expedientes electrónicos de contratación, e instrumentos de e-democracia “para hacer realidad progresivamente la participación ciudadana en las políticas públicas”.En su balance del mandato, Luis Salvador ha dedicado una parte importante de su alocución al modelo de `Ciudad Verde´ perseguido por el gobierno local, con referencias directas al Sello de Movilidad Urbana para empresas, el primer convenio 'Huella Verde' firmado “que supondrá la plantación de más de 7.000 árboles en la capital” o la actualización del protocolo de Calidad del Aire, entre otras. Otras de las áreas en las que el regidor se ha detenido han sido Deportes, -“con más de 50.000 plazas para la práctica de distintas disciplinas”, el impulso de Convenios con grandes instituciones o el fomento de carreras entre otras competiciones-  y Participación Ciudadana, concejalía de la que ha subrayado las distintas reuniones “con todas y cada una de las asociaciones de vecinos y multitud de visitas de barrio, a las que se están incorporando las distintas asociaciones de comerciantes”.Las patrullas de policía de barrio integradas por “mas de 98 agentes”; “el sinfín de actuaciones desarrolladas” por el área de Mantenimiento; o “el salto de calidad que ha dado la ciudad en materia de limpieza urbana han sido para el alcalde evidencias del “impulso de la gestión municipal” en el primer año del mandato.Al referirse a los servicios sociales, más allá de detenerse en aspectos concretos de la gestión del área, Luis Salvador se ha centrado en el objetivo del gobierno local de “acabar con los cortes de luz en Norte, más allá de la mesa de trabajo y de la denuncia a Endesa heredada del anterior equipo y que se mantuvo”. En este sentido ha mostrado satisfacción por haber “dado un paso más, un importante paso, aún no siendo competencia municipal” y ha recordado “el acuerdo alcanzado con Endesa para lograr que aumenten los transformadores y líneas de alta tensión en el barrio, aun conscientes de que, con ello, el problema no finaliza, pero si que contrarresta en gran medida la situación de muchas familias”.Al final de su intervención, el alcalde de Granada ha abordado dos cuestiones decisivas para el Ayuntamiento, de un lado, la situación del área de Urbanismo que, en el periodo “ha supuesto muchas noticias positivas y ni una sola negativa”; así como el impulso de la obra pública en la ciudad y el proyecto de redacción de un nuevo plan de ordenación urbana. De la segunda de las cuestiones, el área Económica, el primer edil ha destacado “la importancia del acuerdo alcanzado para que, tras cinco años sin presupuesto, el Ayuntamiento cuente con un documento de consenso que haga viables las cuentas” así como “la disminución del periodo medio de pago a proveedores en 188 días frente a los 246 días de abril 2019, “si bien, antes de la crisis del COVID19 logramos dejarlo en 166”.Luis Salvador ha agradecido a la totalidad del equipo de gobierno por su “compromiso y gran trabajo” en este primer año de mandato “dedicado a mejorar la vida de los granadinos.

El concejal de Economía y Urbanismo, Luis González, ha destacado entre los hitos de primer año de Gobierno, la reducción de la deuda heredada, el acuerdo para un nuevo proyecto de Presupuestos –tras cinco años de prórrogas- y la futura licitación de un nuevo Plan General de Ordenación Urbana (PGOU).Así, tras agradecer el trabajo de todos los corporativos y coincidir con el primer edil en la “difícil” situación económica encontrada, González ha resaltado como un logro que “en el periodo medio interanual hayamos conseguido reducir el promedio de pago en casi 60 días”, aunque se ha referido especialmente a la reducción de la deuda. “A 31 de diciembre, pudimos reducir la deuda con respecto a 2018 en más de 14 millones de euros, y este año, el objetivo era seguir reduciéndola”, ha dicho.Junto a un plan de ajuste propio que, según ha añadido, ha hecho posible que “este Ayuntamiento esté ahora en concisiones de atender aquellas necesidades que han ido surgiendo, como en el área de Servicios Sociales”, el responsable de Economía ha destacado especialmente la “colaboración” del PSOE”, que se ha sumado al proyecto de presupuestos “que ya había elaborado el equipo de Gobierno”.

En este sentido ha alabado la labor realizada por los dos portavoces –César Díaz y Manuel Olivares- “para lograr que el PSOE haya mostrado la generosidad de sumarse a estos presupuestos solventes, eficaces y capaces de sacar adelante al Ayuntamiento”.El edil ha cerrado el balance económico con la satisfacción de haber reducido los pagos menores de 3.000 euros, y de seguir trabajando “pagar más, mejor y más rápido, con el objetivo de que haya más dinero en manos de los ciudadanos y que éstos se sientan satisfechos de colaborar con este Ayuntamiento”.Por lo que se refiere a la Urbanismo, Luis González ha destacado entre los “grandes logros” de este año de mandato el desbloqueo de “proyectos que estaban paralizados” y ha coincidido con el alcalde en la mejora de las relaciones con la Alhambra, y con la Junta de Andalucía así como en el impulso a la construcción de obra pública en la ciudad.De este modo, y gracias a la puesta en marcha de una Oficina Inmobiliaria que “ha conseguido vender cerca de once millones de euros en activos improductivos”, González ha señalado que el Ayuntamiento se encuentra en disposición de desarrollar nuevos proyectos urbanísticos en todos los barrios”. En este contexto se ha referido a la intervención en la Plaza de Rafael Guillén y en otras zonas de la ciudad, “como  Automovilismo, que ya se ha desbloqueado”; a  la construcción de varias residencias de estudiantes, a la intervención en espacios como Claret y Mondragones; o al proyecto de  Santa Adela, “que ya  hemos finalizado y  en el que vamos a empezar la tercera fase”.El responsable de Urbanismo ha enmarcado además,  “como fruto de esta labor y de nuestra apuesta por la Granada del futuro”, el anuncio de que  el Ayuntamiento va a  sacar a concurso “en breve” la redacción de un nuevo  proyecto de Plan General de Ordenación Urbana (PGOU), un documento que sustituirá al actual, que data del año 2001.El edil ha coincidido con el alcalde en la importancia del futuro  documento  de planificación urbanística para la “modernización” de la ciudad y ha añadido que para su elaboración, mediante licitación abierta y de acuerdo con las estipulaciones que se establezcan desde Urbanismo, “nos va a venir muy bien el anteproyecto de Ley que está desarrollando la nueva Ley Orgánica de Urbanismo de la Junta de Andalucía”.Por último, y también en el marco del objetivo general de modernización de Granada, Luis González ha destacado especialmente las medidas adoptadas desde las áreas de Movilidad, Medio Ambiente, Turismo, Organización o Informática “para lograr una mejora en la calidad de vida en una ciudad, más accesible, sostenible y adaptada a los cánones de la UE”.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios