Universidad

Pilar Aranda se presenta “con energías renovadas” a la reelección como rectora

  • Esta mañana ha presentado su candidatura para revalidar el cargo, al que accedió en 2015 convirtiéndose en la primera mujer al frente de la UGR

Pilar Aranda Pilar Aranda

Pilar Aranda

"Acabo de hacer oficial mi candidatura como rectora de @CanalUGR. Con ilusión y energía renovadas, estoy convencida de que juntos podremos hacer frente a los grandes retos que nos plantea el cumplimiento de nuestro importante compromiso ético y social".

Con este mensaje en redes sociales la rectora de la Universidad de Granada (UGR), Pilar Aranda, ha hecho hoy oficial la presentación de su candidatura para las elecciones del próximo 8 de mayo, en las que aspira a la reelección.

El mensaje está acompañado por un vídeo de poco más de dos minutos, también publicado en Youtube, en el que se ve a la rectora con parte de su equipo acudir a las oficinas de Registro de la Universidad de Granada, con sede en el Rectorado, y presentar la candidatura.

Aranda había expresado ya su intención de presentarse a la reelección. De hecho, es la única candidata que lo había confirmado y que ayer ya hizo oficialmente. El plazo para presentar candidaturas termina mañana 9 de abril, por lo que salvo sorpresa de última hora Aranda no tendrá competencia para acceder a su segundo mandato al frente del Rectorado en la UGR.

Las elecciones al Rectorado se aprobaron el 22 de marzo, según el calendario aprobado en sesión extraordinaria del consejo de gobierno de la Universidad de Granada.

Aranda se convirtió en la primera mujer rectora de la UGR tras imponerse en los comicios de mayo de 2015, en los que se enfrentaban dos candidaturas, la de Aranda y la Indalecio Sánchez-Montesinos, entonces decano de la Facultad de Medicina y en la actualidad delegado provincial de Salud y Familias tras el cambio de Gobierno en la Junta de Andalucía por las elecciones del 2 de diciembre.

Catedrática de Fisiología, Aranda sustituyó en el cargo a Francisco González Lodeiro. Entonces, tras su elección, dijo que comenzaba una etapa ilusionante en la que tendría la responsabilidad de "poner al servicio de la sociedad una Universidad pública de calidad, basada en la igualdad de oportunidades y en el compromiso social. Una Universidad en la que todas y todos contamos". Ahora aspira a seguir con ese reto de apertura y consolidación.

En los últimos días ha estado volcada en un aspecto que requiere de intervención como son los casos de abusos en la UGR, ante los que Aranda ha sido implacable llevando incluso los casos a la Fiscalía.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios