Covid-19

El Hospital Virgen de las Nieves de Granada limita el acompañamiento de pacientes

  • El hospital de Motril recupera a partir de la próxima semana la mitad de su actividad quirúrgica

Fachada principal del hospital Virgen de las Nieves de Granada Fachada principal del hospital Virgen de las Nieves de Granada

Fachada principal del hospital Virgen de las Nieves de Granada / Jesús Jiménez (Photographerssports)

A pesar de la bajada en las cifras de personas hospitalizadas en Granada, todavía son muchas las ingresadas, por lo que el Virgen de las Nieves ha limitado a una persona el acompañamiento a pacientes vulnerables, en el final de la vida, dependientes o discapacitados, así como a menores y mujeres embarazadas o de parto. El resto de supuestos quedan excluidos de la posibilidad de hacer compañía. Por otro lado, el hospital de Motril recuperará la mitad de la actividad quirúrgica que quedó suspendida hace unas semanas por el impacto de la pandemia.

En el caso del Virgen de las Nieves, la decisión se toma en base al plan de contingencia propio y trata de evitar la propagación del coronavirus con una medidas similar a las ya implantadas en otros hospitales granadinos y andaluces, y que en este centro sanitario se pone en marcha ahora con el fin de "consolidar la contención del Covid- 19 en Granada".

El acompañamiento a pacientes ingresados, tanto Covid como no, solo se permite "en situaciones concretas y justificadas", por un único acompañante, que no puede ser relevado por otra persona. Previamente se le realiza un test de antígenos. A los acompañantes de pacientes con coronavirus se les facilita todos los equipos de protección necesarios.

Profesionales de enfermería, junto con el facultativo, en planta de hospitalización, identifican a las personas vulnerables, dependientes, discapacitados, con trastornos cognitivos o de la percepción sensorial y determinan la necesidad de acompañamiento. En situación de final de la vida, los pacientes tienen derecho a despedirse de sus seres queridos y a tener un proceso de muerte "lo más humanizado y confortable posible".

Durante el parto y dilatación, la mujer puede estar acompañada, aunque esta estancia, como antes de la pandemia, está condicionada a criterio del facultativo. Los menores de edad también pueden estar en compañía de uno de sus progenitores.

En los casos en los que el paciente no requiera el acompañamiento, el hospital continúa ofreciendo información a través de llamadas telefónicas a los familiares, y en las situaciones en que las que el estado clínico del paciente lo permita, y de forma consensuada, se llevan a cabo videollamadas, para humanizar más la atención sanitaria.

La dirección del centro pide la colaboración de la ciudadanía y de los familiares ante una medida cuyo único objetivo es seguir avanzando en la erradicación de la pandemia. La directora gerente, María Ángeles García Rescalvo, agradece la compresión de los allegados y señala que "todos los pacientes son atendidos y reciben los cuidados precisos con la mayor profesionalidad y calidez, por un equipo reforzado con personal de enfermería"

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios