Granada

Subdelegación delega en el Puerto y la Policía la ubicación de los módulos para inmigrantes

  • Los prefabricados llegarán a finales de semana, según Inmaculada López Calahorro

Las tiendas de campaña habilitadas para acoger inmigrantes se instalaron en agosto. Las tiendas de campaña habilitadas para acoger inmigrantes se instalaron en agosto.

Las tiendas de campaña habilitadas para acoger inmigrantes se instalaron en agosto. / Alba Feixas

Las tiendas de campaña habilitadas para la acogida de inmigrantes tienen los días contados. La subdelegada del Gobierno en Granada, Inmaculada López Calahorro, afirmó ayer que los módulos prefabricados que darán relevo al actual campamento ubicado en el Puerto de Motril “van a venir seguramente a finales de semana”. Sin embargo, la incógnita sobre dónde se instalarán es algo que sigue sin despejarse. Ahora, la Subdelegación ha pasado la pelota a la Policía Nacional y al Puerto de Motril, pues según López Calahorro, serán quienes “decidan su ubicación”.

Esta decisión viene a raíz de la polémica sobre la inundabilidad de la zona donde estaba prevista la instalación del que será el segundo nuevo CATE (Centro de Acogida Temporal de Extranjeros) que tendrá Motril en menos de un año: los módulos prefabricados.

El SUP denunció que donde estaba prevista la instalación es una “zona inundable”

Tal y como publicó Granada Hoy el pasado viernes, la ubicación sería el mismo lugar donde se encuentran las actuales tiendas de campaña que, desde agosto, han sido utilizadas para acoger inmigrantes. Sin embargo, esta localización, que llevaría confirmada tres semanas, fechas en las que el delegado del Gobierno en Andalucía, Alfonso Rodríguez Gómez de Celis, anunció la sustitución del campamento por módulos prefabricados, ahora podría modificarse tras la denuncia de los sindicatos de Policía.

El SUP indicó que esa zona necesitaría de una adecuación, ya que se trata de un lugar inundable, algo que volvió a demostrarse con las lluvias de la semana pasada, las cuales volvieron a anegar el campamento. Según indicaron, su trabajo “se ve afectado” ya que deben acompañar a los inmigrantes entre los módulos y trasladarse de uno a otro “cruzando una zona anegada”.

Ante ello, ayer la subdelegada del Gobierno en Granada, que insistió en que los módulos “tendrán unas condiciones mucho más favorables”, indicó que podrían instalarse “un poco más arriba para que no haya esos charcos”, señalando a la entidad portuaria y a la Policía Nacional como los que “decidirán” la ubicación.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios