Primer día de clase en los institutos de Granada

Más de 300 interinos se suman a las plantillas de los institutos

  • Comienzan las clases para más de 107.000 estudiantes granadinos

  • El consejero Imbroda destaca el aumento de presupuesto y la bajada de la natalidad

  • Los sindicatos y colectivos docentes claman contra las ratios, que consideran por encima de lo que establece la norma

Primer día en el IES Zaidín Vergeles. Primer día en el IES Zaidín Vergeles.

Primer día en el IES Zaidín Vergeles. / Photographerssports

Un total de 107.613 alumnos de Educación Secundaria Obligatoria (ESO), Bachillerato, Ciclos Formativos, Formación Profesional Básica, Educación Permanente de Adultos, Artísticas elementales y profesionales e Idiomas comenzaron esta mañana las clases en 311 centros docentes de la provincia. En los últimos días, para solucionar las vacantes generadas en el último momento, se ha recurrido al llamamiento de más de 300 interinos en la provincia de Granada, que se unen a los que también se incorporaron para el inicio del curso en Infantil y y Primaria, el pasado 10.

El acto de inauguración oficial del curso por parte de la Junta de Andalucía tuvo lugar en el IES Zaidín Vergeles de la capital y estuvo presidido por el consejero del ramo, Javier Imbroda. A las puertas del centro, un grupo de interinos se manifestaron para señalar que en Andalucía “se han quedado fuera 700 docentes” como consecuencia del cambio de asignaturas que recoge las instrucciones de Primaria, el “aumento de la ratio” en los centros educativos, que llegan a tener 28 alumnos en Infantil y Primaria, cuando el máximo es 25; 33 en Secundaria, cuando el tope está en 30; y 38 o 39 en Bachillerato, pese a que la norma especifica que la ratio es de 35. Javier Valdés, portavoz de los docentes que se concentraron, manifestó que a esto se une la bajada de la natalidad, que, indicó, “sólo afecta a los centros públicos”.

Imbroda dialoga con Salvador y Castillo a la entrada del IES Zaidín Vergeles. Imbroda dialoga con Salvador y Castillo a la entrada del IES Zaidín Vergeles.

Imbroda dialoga con Salvador y Castillo a la entrada del IES Zaidín Vergeles.

El consejero Imbroda, por su parte, defendió que los 13.000 alumnos menos en Infantil y Primaria suponían en cierre de 520 unidades en la comunidad, y que, sin embargo, “se van a suprimir 430·. Además, destacó que se van a introducir “720 docentes más para refuerzo y apoyo” , que en Secundaria se abren 219 unidades más, a las que se suman otras 166 en ciclos formativos.

En contraposición con estos datos, CCOO insistió en “el alto numero de estudiantes por aula y la escasez de desdobles”. El delegado territorial de Educación, Antonio Jesús Castillo, manifestó que en “todos los centros que han superado los 28 alumnos han tenido desdoble”. A su vez, Imbroda dijo que la ratio “es una cifra que no tiene trampa, y la ratio media es la más baja de la década”, aunque concedió que “en algunos lugares” se supera el tope de 25. “Habrá que analizarlo y dar respuesta”.CCOO también destacó el “gran número de aulas prefabricadas” y la falta de plazas en FP, que, según el secretario general de Enseñanza del sindicato, Diego Molina, incidió que podría superar los 20.000.

Por su parte, Imbroda destacó que “queremos que este curso se abra el gran debate” sobre el sistema educativo e incidió en que es el primer año académico que se inicia con el nuevo Gobierno de la Junta.

Sobre el información publicada en este diario referida al borrador del decreto de escolarización –que destaca que la Secretaría Técnica cuestiona que el número de las unidades se adecue a la demanda de las familias ya que puede ser “contrario” al principio de “seguridad jurídica”– el consejero aseguró que el informe es público y previo a aportar “una serie de sugerencias”. “Son informes que se producen entre todos los departamentos para recoger sugerencias que ya se recogen en el borrador” que ahora está sobre la mesa y que “no hay divergencias”.

En términos globales, Imbroda destacó el aumento en el presupuesto ha aumentado en “200 millones”, y contrapuso el dato de la bajada de la natalidad (13.000 menos) con un mayor número de docentes (730 más).

El primer día de clase llega tras un fin de semana marcado por las secuelas del temporal de lluvia que, sobre todo, dejó daños en la Zona Norte de la provincia y un fallecido en Baza. “Se han reanudado las clases con normalidad”, insistió el consejero. A su vez, Castillo reconoció que se había registrado goteras en un centro de Santa Fe y dificultades en el acceso de otro centro educativo “que ya está subsanado” y que el inicio de la semana se había desarrollado con “absoluta normalidad”.

Por otro lado, el aula educativa del Hospital Universitario Clínico San Cecilio abrió la pasada semana sus puertas con motivo de la apertura del curso académico para los menores en edad escolar. Desde el pasado martes, los pequeños hospitalizados en el centro podrán asistir a clases compensatorias adaptadas a su nivel educativo para garantizar que continúen su proceso de aprendizaje con normalidad, indica el Hospital Universitario San Cecilio a través de una nota remitida por la Junta.

Durante el pasado curso fueron 550 menores los que asistieron a estas clases que tienen como objetivo paliar el absentismo escolar motivado por problemas de salud y ofrecer a los menores de entre 3 y 14 años “la posibilidad de disfrutar un ambiente distendido que les ayude a sobrellevar su enfermedad”. Igualmente, los menores de 3 años pueden asistir al aula acompañados por un adulto, indica la misma fuente.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios