Covid-19

Ocho pueblos de Granada serían confinados por coronavirus si estuvieran en Madrid

  • Presentan tasas por cada 100.000 habitantes que en la capital hubieran supuesto encierro obligatorio

  • Diferencias de densidad de población y comunicaciones, las claves

Vista de Huélago Vista de Huélago

Vista de Huélago / Wikipedia

Ocho municipios de la provincia de Granada serían confinados, o hubieran podido estarlo, obligatoriamente si estuvieran en la Comunidad de Madrid. Valle del Zalabí, Puebla de Don Fadrique, La Calahorra, Darro, Purullena, Domingo Pérez, pero sobre todo Huélago y Pedro Martínez presentan una incidencia de la pandemia que en el caso de estos dos últimos pueblos, tiene unos niveles alarmantes en las últimas dos semanas. Aunque las diferencias son muy sustanciales con respecto a la capital de España debido a la densidad de población de las zonas que se han ‘cerrado’ en Madrid, tres de estas poblaciones están muy por encima de los 1.000 casos de coronavirus por cada 100.000 habitantes o los rozan.

Madrid anunció el pasado viernes medidas restrictivas de movilidad y sociales en 37 zonas básicas de la región encaminadas a frenar la expansión del Covid-19. El baremo estaba en rebasar los 1.000 casos por cada 100.000 habitantes en 14 días, algo que se ha aplicado de forma dispar, con zonas que sí los rebasan que no han sido confinadas y otras que no llegan ni de lejos pero que sí han quedado incluidas en las áreas restringidas. Así, el abanico va de barrios con un máximo de 1.904 casos y otros con 661. Pues dentro de esa ratio cumplirían este rango ocho municipios de Granada.

Los focos más graves se encuentran en Huélago y Pedro Martínez, dos municipios que ya pidieron a sus ciudadanos autoconfinamiento tras el incremento de contagios. La tasa en ambos es muy superior incluso a cualquier zona de salud básica de toda la Comunidad de Madrid, donde en ninguna se superan los 2.000 casos.

Así, en Huélago los contagios están disparados con una tasa de 3.970 por cada 100.000 habitantes, mientras que en Pedro Martínez está en 2.890 en las dos últimas semanas. Una situación grave que se traduce en que en solo dos semanas se ha contagiado en 4% de la población total huelagueña (16 casos sobre 403 habitantes), y el 3% de la pedromartineña (32 de 1.107). Se da la circunstancia de que en ambos pueblos, hasta septiembre, sólo se había registrado un único caso. La incidencia, eso sí, está bajando y en Huélago sólo se han detectado 2 PCR positivas en la última semana, mientras que en Pedro Martínez han sido 6.

Muy de cerca les sigue Valle del Zalabí, municipio que acoge como pedanía el núcleo de Charches, que también pidió confinarse a sus vecinos. La tasa de contagio por cada 100.000 habitantes es de 940 casos, aunque al tratarse de una entidad con varias poblaciones, el control de los confinamientos es más sencillo. En las últimas dos semanas se han registrado 20 casos en 2.128 habitantes cuando en todos los meses anteriores sólo se habían dado 3.

El resto de municipios que entran dentro del rango de zonas que se han confinado en Madrid presentan tasas mucho más bajas: La Calahorra (742 por cada 100.000 habitantes), Purullena (697), Darro (687), Domingo Pérez (674) y Puebla de Don Fadrique (622). Lo que tienen en común estos y los pueblos con peores datos son que todos ellos se encuentran en el Norte de la provincia y Los Montes Orientales (aunque estos pertenecen al área sanitaria Metropolitana de Granada), comarcas castigadas por la despoblación y en las que no existe un problema de alta densidad de población, hacinamiento, ni son un nudo de comunicaciones importante por el que el virus pueda dispersarse, algo que sí sucede en las zonas de Madrid ahora recluidas.

Por distritos sanitarios, la tasa de incidencia por PCR acumulada por cada 100.000 habitantes en los últimos 14 días presenta sus peores datos precisamente en el área Nordeste, con un impacto de 246 casos por ese número de población, seguido del de Granada capital con 137, el Metropolitano con 89 y el de la Costa-Alpujarra con 69. Esta última ha pasado de ser la zona más castigada a la más ‘tranquila’ en apenas dos semanas. Se demuestra que los movimientos de personas son claves para el contagio por coronavirus.

En las zonas con más riesgo de expansión a gran escala, es decir, los grandes núcleos de población, la tasa que por cada 100.000 habitantes, que es la que se mira para decretar confinamientos está en 198 en Guadix, 176 en Loja, 138 casos en Granada capital, 132 en Armilla, 131 en Maracena, 117 en Baza, 113 en Almuñécar, 71 en Las Gabias y 65 en Motril.

Así que si Madrid es una vara de medir, Granada está ahora mismo lejos de un confinamiento obligatorio, aunque haya pequeños núcleos donde el virus estaba descontrolado.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios