Granada CF | La resaca

Entre detalles y polémicas tras el duelo del Granada CF ante el Atlético

  • Los rojiblancos rompieron ante el Atlético de Madrid su mala racha de resultados y volvieron a evidenciar que tienen hambre

  • Diego Martínez es el primer expulsado del curso en el Granada CF

Germán fue el autor del tanto de los rojiblancos ante el Atlético de Madrid. Germán fue el autor del tanto de los rojiblancos ante el Atlético de Madrid.

Germán fue el autor del tanto de los rojiblancos ante el Atlético de Madrid. / Álex Cámara

Si se hace un balance de las últimas tres semanas y media de competición del Granada CF, sumar un punto de doce posibles no es precisamente el sueño de cualquier entrenador. Sin embargo, sumar un empate ante el Atlético de Madrid el pasado sábado dejó un gran sabor de boca pese a que la distancia con el descenso haya quedado disminuida. Un duelo ante el conjunto de Diego Pablo Simeone que dejó muchos detalles, al margen de las alabanzas que el técnico argentino hizo al juego de los rojiblancos. Intensidad, polémica y expulsiones fueron algunos de los aspectos que hicieron que los 17.003 espectadores que se dieron cita en el Estadio Nuevo Los Cármenes regresaran a casa con ganas de volver a su equipo, que sigue octavo en la tabla clasificatoria.

El colegiado

La actuación del catalán Medié Jiménez, que se estrenó con los nazaríes, no dejó satisfechos a ninguno de los dos contendientes. Pero si se analiza las decisiones adoptadas, quizá se pueden ver beneficiados los de Diego Martínez. La afición rojiblanca reclamó justo antes del descanso la expulsión de Ángel Correa por intentar engañar al colegiado tras tirarse en el área previo roce con Quini. La posición del árbitro era ideal, pero optó por no mostrarle la segunda amonestación al argentino ante las airadas protestas de casi todos los jugadores locales. Esa acción vino precedida de un pisotón en el tobillo a Héctor Herrera de Montoro, que se dio cuenta de la dureza de su entrada, y que de haber sido más estricto pudo expulsar al centrocampista valenciano. Pero fue en la recta final del choque cuando llegó la polémica en un ataque atlético. El canterano Darío cayó en el área cuando iba a rematar en el área pequeña. Víctor Díaz tocó su tobillo y aunque la acción en directo era casi inapreciable, la repetición pudo hacer que el VAR actuara. Pero no lo hizo y los rojiblancos quedaron indemnes.

Dudoso honor

Como mínimo, la próxima cita en San Mamés se la perderá el técnico gallego tras ser expulsado por “protestar de forma reiterada decisiones arbitrales mediante gestos, siendo advertido con anterioridad”, según reflejó el acta del choque. Claro, que quizá el criterio no es el mismo para todos los entrenadores porque el vigués no hizo mucho más que otros muchos técnicos cuando están en la banda. Martínez tiene esta temporada el dudoso honor de ser el primer integrante del Granada CF en ver una cartulina roja, la segunda desde que ocupa el banquillo de la octogenaria entidad.

Lo que sí debería es evitar frases como las que dijo antes de tomar el camino de los vestuarios, siendo 'cazado' por las cámaras de televisión que lo dejan en mal lugar pues no es precisamente el mejor ejemplo. A buen seguro que aprenderá a taparse la boca desde ahora como hacen sus futbolistas habitualmente.

Montoro vio cartulina amarilla y pudo ser expulsado por pisar el tobillo de Héctor Herrera. Montoro vio cartulina amarilla y pudo ser expulsado por pisar el tobillo de Héctor Herrera.

Montoro vio cartulina amarilla y pudo ser expulsado por pisar el tobillo de Héctor Herrera. / Álex Cámara

El tuya-mía

El duelo también dejó un hecho curioso en la banda. Tanto Diego Martínez como Simeone coinciden en muchos aspectos futbolísticos pero el técnico granadino, que no fue futbolista profesional como el argentino, demostró tener buen toque cuando entre ambos se pasaron el cuero. Uno para retrasar un saque de banda y el otro para adelantar unos metros el mismo. Un tuya-mía que levantó las risas en las gradas y que terminó, como no podía ser de otra forma, con un aplauso de los más fieles.

Hambre

Anécdotas al margen, lo importante es que el hambre que tienen los jugadores del Granada CF no ha variado. Buena prueba de ello fue la reacción que tuvieron hasta cuatro futbolistas cuando Germán Sánchez estableció el empate a uno. Roberto Soldado, Maxime Gonalons, Antonio Puertas y Carlos Fernández fueron en busca del esférico para no perder ni un segundo de tiempo con la intención de ir a por el partido mientras el central gaditano celebraba con la afición el tanto. Por su parte, Duarte fue a abrazar a Montoro, el segundo máximo asistente de LaLiga Santander, que volvió a dar un nuevo pase de gol. Una acción que quizá pasó desapercibida pero que dice mucho del buen ambiente que existe en el vestuario y de la unión que hay entre todos los componentes.

Y el alcalde, feliz

Pero si hubo alguien satisfecho al término del choque, seguramente fue el alcalde de la ciudad. El reparto de puntos entre sus dos equipos favoritos, como bien quedó reflejado en un tuit cuando el Granada CF venció al Betis y accedió al liderato, a buen seguro que evitó un berrinche a Luis Salvador. Un alcalde que, por cierto, ha anunciado que tratará de acudir al choque de Copa del Rey del próximo martes 17 de diciembre ante el Hospitalet.

Bonito detalle

Lo que sí parece claro es que cuidar la imagen es uno de los aspectos en los que más centrados están los actuales rectores nazaríes. Ante el cuadro colchonero, y con motivo de la visita del CD Juan Grande, conjunto de Las Palmas que se midió al Granada CF femenino el domingo, el club invitó a sus jugadoras a presenciar al choque. Un detalle que hace grande a una entidad y que no cuesta nada.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios