Actual

Cine y feminismo para conmemorar La Desbandá

  • Se cumplen 82 años de uno de los episodios más trágicos de la Guerra Civil

Imagen de la marcha de febrero de 1937, conocida como La Desbandá. Imagen de la marcha de febrero de 1937, conocida como La Desbandá.

Imagen de la marcha de febrero de 1937, conocida como La Desbandá. / R.G.

La Diputación de Granada, en colaboración con los Ayuntamientos de Motril, Salobreña, Almuñécar, Castell de Ferro y Albuñol y los colectivos memorialistas de la provincia, apoya por tercer año consecutivo la Marcha Integral La Desbandá, que se celebrará del 7 al 16 de febrero. El acto, que este año reivindica a la mujer y denuncia la impunidad, conmemora el ataque que sufrieron en febrero de 1937 miles de personas que huían de la toma de Málaga por las tropas de Queipo de Llano y fueron atacadas a traición en la carretera de la Costa de Granada. De aquel trágico y silenciado episodio de la Guerra Civil, conocido popularmente como La Desbandá, se cumplen ya 82 años.

Habrá, como en años anteriores, una marcha senderista de 250 kilómetros entre los días 7 y 16 de febrero

La Desbandá 2019 constituye, como en años anteriores, una marcha senderista de 250 kilómetros que se celebrará entre los días 7 y 16 de febrero, cuyo punto de partida será la ciudad de Málaga, pasando por la costa granadina, para terminar la última etapa en la ciudad de Almería y que lleva por lema Avanzamos contra la impunidad. El acto central de la marcha tendrá lugar el domingo 10 de febrero en la desembocadura del río Guadalfeo, lugar de Memoria Histórica señalizado por la Junta de Andalucía, donde algunos supervivientes de la tragedia darán su testimonio y a continuación, tendrá lugar un concierto del cantaor Juan Pinilla.

El coordinador provincial de Cultura y Memoria Histórica y Democrática, Samuel Peña, señaló ayer durante la presentación que “la infamia no terminó con la Guerra Civil y la posguerra y por eso, la Diputación apoya a los municipios granadinos en todos sus proyectos en materia de Memoria Histórica y Democrática, además de convertir el Palacio de Condes de Gabia en el Palacio de la Memoria durante el mes de abril”.

Rafael Morales, del Club de senderismo La Desbandá y coordinador del comité andaluz de la tercera marcha integral, destacó que “hay más de 50 colectivos implicados, entre asociaciones memorialistas, administraciones públicas y ayuntamientos, en la organización de los actos que sirven de homenaje a las víctimas del mayor genocidio ocurrido en España durante la Guerra Civil”.

Morales recordó que “La Desbandá tiene este año rostro de mujer, tanto de las víctimas como de las heroínas, y esta tercera edición va a recuperar la memoria de las mujeres del Socorro Rojo Internacional que asumieron el peso de la atención a los refugiados, entre muchas otras Matilde Landa”.

Isidoro Coello, presidente de la Asociación Verdad, Justicia y Reparación, destacó en relación al lema elegido, que “hay muchos apellidos impunes que son responsables de aquella masacre, como por ejemplo el del general sublevado Queipo de Llano, que está enterrado con todos los honores en la Basílica de La Macarena, justo enfrente del Parlamento de Andalucía”.

La programación cultural organizada por las asociaciones memorialistas granadinas incluyen la exposición Siglo XX: el siglo de la mujer, que puede verse en la Biblioteca de Salobreña del 4 al 10 de febrero, la Mesa redonda: la otra memoria, la de ellas, con la participación de Antonina Rodrigo, Lidia Falcón y Ana Naranjo (8 febrero, Auditorio de Salobreña), un recital en homenaje a Lorca, Hernández y Machado (9 febrero, Almuñécar), una plantación de árboles en Castell de Ferro (11 febrero), una representación teatral en La Rábita (12 febrero) y la señalización del llamado Sendero de la Memoria.

Entre otros colectivos, promueven el programa de este año las asociaciones Verdad, Justicia y Reparación, 14 de abril, la Asociación Granadina para la Recuperación de la Memoria Histórica y el Club senderista La Desbandá, en colaboración con la Diputación de Granada y los Ayuntamientos de Motril, Salobreña, Almuñécar, Castell de Ferro y Albuñol.

La Desbandá comenzó el 7 de febrero de 1937 cuando cerca de 300.000 refugiados que se habían ido concentrando en Málaga empujados por el avance de las tropas de Queipo de Llano, emprendieron una huida desesperada por la carretera costera de Málaga a Almería bajo las bombas de la aviación ítalo-germana, los obuses de los cruceros Baleares, Canarias y Almirante Cervera y los disparos de las tanquetas de los camisas negras italianos, indica la Diputación en una nota. Se estima en cerca de 5.000 personas los civiles que perdieron la vida y muchos más fueron fusilados al retorno a sus localidades. Al menos 56.000 consiguieron llegar a Almería Se trataba del primer ataque de un ejército moderno contra la población civil indefensa, un hecho inédito que, desgraciadamente, se repetiría unos meses después sobre la población de Guernica y, años más tarde, en toda Europa.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios