El Pequeño Nicolás declaró el martes ante los medios que todo su paripé fue solo "para tirarse el pisto", una expresión sin traducción oficial pero que todos entendemos como "para presumir". El caso es que el pisto de este joven fue, sin duda, muy mediático y de proporciones colosales, pero nuestro día a día está lleno de pequeños pistos, de personas que actúan solo para aparentar ante los demás, para quedar bien, como por ejemplo sentarse en un banco de la peor forma posible solo porque queda guay para la foto.

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios