Tribunales

La Audiencia confirma los ocho años de inhabilitación al exalcalde de Castril

  • Por prevaricar al incluir a un familiar en un programa de ayudas a la vivienda

La Audiencia confirma los ocho de inhabilitación al exalcalde de Castril. La Audiencia confirma los ocho de inhabilitación al exalcalde de Castril.

La Audiencia confirma los ocho de inhabilitación al exalcalde de Castril.

La Audiencia de Granada ha desestimado el recurso interpuesto por el exalcalde de Castril, José Juan López Ródenas (PSOE), conocido como Juan Mar, y ha confirmado su condena a ocho años de inhabilitación para empleo o cargo público por prevaricar al incluir a una familiar entre los beneficiarios de un programa de ayudas.

Aunque estima parcialmente su recurso y le exime del pago de las costas de la acusación popular, la Audiencia subraya que Juan Mar "conocía el estado de la edificación" y que no se iba a destinar a residencia estable de la unidad familiar en que se integraba su familiar solicitante, por lo que era era "consciente de la falta de cumplimiento" de los requisitos exigidos para obtener la ayuda económica por parte de su prima hermana.

Ante ello, la Audiencia entiende que la aprobación de una lista de beneficiarios del programa de infravivienda de Castril en el que se incluía su prima hermana "integra el delito de prevaricación administrativa" por "resultar arbitraria en elsentido de carecer de toda justificación legal" y afectar tanto "intereses colectivos"  como "particulares".

El alcalde de Castril, Miguel Pérez, de Nuevo Castril, ha censurado que su antecesor, el socialista José Juan López Ródenas, usara "36.000 euros de dinero público para regalárselo indebidamente a familiares", en vez de para "el fin social previsto" de mejorar una vivienda en malas condiciones en el municipio.

El actual regidor señala en una nota que cuando llegó a la Alcaldía solicitó a unos auditores un examen contable de algunos asuntos que le parecieron "turbios".

"Lamentablemente más de uno de esos asuntos oscuros han resultado ciertos y éste es uno de los casos" en los que López Ródenas ha sido condenado en la vía penal, agrega el responsable del Ayuntamiento de Castril, que ha ejercido la acusación en este proceso representado por el letrado Rafael Revelles.

"Este señor usó 36.000 euros de dinero público para, en lugar del fin social previsto de mejorar una vivienda en malas condiciones de habitabilidad del municipio, regalárselos indebidamente a sus familiares, lo cual es absolutamente repudiable. Pero esto aún resulta más hiriente cuando, por tal indebido regalo (...) a su tío y a su prima, hubo una familia de este pueblo desfavorecida y viviendo en pésimas circunstancias que no pudo disfrutar de esta subvención para mejorar su vivienda, lo que tuvo dramáticas consecuencias", ha agregado el regidor del Ayuntamiento de Castril.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios