Sucesos

Tres investigados tras ser pillados con 361 plantas de marihuana en Santa Fe, Tocón y Cuevas del Campo

  • Una de las plantaciones estaba instalada en una nave industrial enganchada de forma ilegal a la red eléctrica

Imagen de archivo de un agente de la Guardia Civil en una plantación de marihuana. Imagen de archivo de un agente de la Guardia Civil en una plantación de marihuana.

Imagen de archivo de un agente de la Guardia Civil en una plantación de marihuana.

La Guardia Civil ha realizado tres nuevas operaciones contra el cultivo ilegal de marihuana en la provincia de Granada en la que se ha incautado de 361 plantas de marihuana en las localidades de Santa Fe, Tocón y Cuevas del Campo. Asimismo, han sido investigadas tres personas como presuntos autores de un delito contra la salud pública por cultivo y elaboración de droga.

La primera actuación tuvo lugar en Santa Fe, en el área metropolitana, donde la Guardia Civil descubrió que el propietario de un cortijo de ese término municipal "estaba cultivando seis plantas de gran tamaño en el patio trasero". El investigado es un hombre de 54 años.

La segunda actuación tuvo como escenario una vivienda de la localidad de Tocón (Íllora), en el Poniente. La Guardia Civil descubrió una vivienda en la que se apreciaba un fuerte olor a marihuana y se oía "el ruido permanente de los aparatos de aire acondicionado". Los agentes se entrevistaron con el propietario y este accedió a que los agentes registraran su vivienda y descubrieran que "estaba cultivando 136 plantas de cannabis sativa".

La tercera intervención se realizó en Cuevas del Campo, en el norte de la provincia. Los agentes de Seguridad Ciudadana de la Guardia Civil de Zújar junto con los de Pozo Alcón (Jaén), averiguaron que en una nave de aperos de Cuevas del Campo estaban cultivando cannabis sativa de manera intensiva.

La registraron y encontraron una plantación con 219 plantas de cannabis sativa de mediano tamaño y toda la infraestructura necesaria para el cultivo ilegal y la elaboración de esta droga. Posteriormente identificaron al propietario de la plantación y lo investigaron por un delito contra la salud pública.

Operarios del Ayuntamiento de Cuevas del Campo certificaron que en esta nave la electricidad que hacía posible es cultivo procedía de un enganche ilegal al alumbrado público.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios