Sucesos

Un preso siembra la alarma en la cárcel de Albolote tras meter fuego a su colchón

  • Los hechos han tenido lugar durante el Miércoles Santo en el departamento de aislamiento

  • Se trata del tercer incendio de este tipo que un reo "extremadamete peligroso" desde enero

Imagen de archivo de la fachada principal de la cárcel de Albolote. Imagen de archivo de la fachada principal de la cárcel de Albolote.

Imagen de archivo de la fachada principal de la cárcel de Albolote. / G. H.

Tres incendios en lo que va de año y tres veces en las que, de nuevo, la seguridad vuelve a ponerse en jaque en la cárcel de Albolote. Este miércoles, un preso clasificado como "extremadamente peligroso" ha prendido fuego al colchón de su celda generando un incendio que provocó una gran humareda que ha provocado desperfectos tanto en su celda como en la galería donde se encuentra el habitáculo.

Ante ello, la Asociación Profesional de Funcionarios de Prisiones (APFP) ha informado sobre esta situación de riesgo para la integridad física de trabajadores y reclusos del centro penitenciario de Albolote, que ya se ha repetido en un par de ocasiones desde que empezó el 2019.

La primera fue a finales del pasado mes de enero y, al igual que en esta ocasión, se produjo en el departamento de aislamiento de la prisión. La segunda tuvo lugar el pasado mes de marzo y presentó prácticamente las mismas características que la anterior. Mientras que esta última, que se produjo durante el Miércoles Santo, se solventó "gracias a la rápida intervención de los funcionarios de servicio en el departamento y al resto de funcionarios del centro, con su gran profesionalidad", tal y como ha expuesto el sindicato APFP.

Sin embargo, no se trata de las únicas situaciones de peligro a las que se ven expuestas los funcionarios de prisiones. Hace unas semanas, los familiares de uno de los reos agredió a un funcionario, al que provocó cortes en la cara y en la mano.

Precisamente, esto es algo que, una vez más, han vuelto a denunciar desde la APFP ya que la "falta de medios y personal" es un problema acuciante que sigue sin solución. "Los funcionarios de prisiones arriesgan sus vidas a diario para salvaguardar la de los internos, careciendo de los medios necesarios, con una formación insuficiente para actuar como bomberos y una escasa cantidad de efectivos para afrontar estas situaciones en la que la vida y la muerte se resuelven en breves minutos", subrayaron desde el sindicato.

Ante ello, desde la APFP ha solicitado al Ministerio de Interior que "cumplan las promesas que se hizo al colectivo penitenciario, que se cubran las más de 3.000 plazas vacantes, mejores medios materiales y la equiparación salarial con nuestros compañeros de Cataluña", una reivindicación que los ha llevado a celebrar manifestaciones y concentraciones, e incluso provocó una huelga en el sector.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios