Granada

Granada diseña un mapa de grafitis para dejar limpia la ciudad en 2014

  • El documento contempla un catálogo de las fachadas históricas de la capital Se detallarán a modo de protocolo medidas educativas, preventivas, tipos de sanciones y fórmulas de limpieza.

Comentarios 1

La lucha contra los grafitis ha iniciado una nueva batalla, esta vez con la intención de dejar la ciudad limpia de pintadas en el año 2014. El primer paso para conseguir la codiciada hazaña pasa por hacer una radiografía del estado de la ciudad. El área de Medio Ambiente ya ha sacado para su aprobación los pliegos para adjudicar el contrato de servicios y elaborar un documento básico para acometer un plan de actuación contra grafitis vandálicos.

La diferencia entre este proyecto y las actuaciones que se han venido realizando hasta ahora en la cruzada contra las pintadas es que éste será un documento integral, una especie de mapa de grafitis al estilo del mapa de ruidos que realizó en el año 2008 el área de Medio Ambiente (con la diferencia de que el primero será más visual que sonoro).

El documento, que tendrá un coste de 29.000 euros, contempla la elaboración de un catálogo de fachadas históricas (públicas y privadas), una batería de medidas educativas, preventivas, sanciones y medidas de limpieza con las que se pretende dejar la ciudad resplandeciente.

La idea es que este documento pase a formar parte de la Agenda Local 21, dependiente del área de Medio Ambiente del Ayuntamiento de Granada, y que se convierta en un protocolo a seguir cada vez que se dé un caso de este tipo en el patrimonio de la ciudad. Según el concejal de Medio Ambiente del Ayuntamiento, Juan Antonio Mérida, el nuevo plan, que estará terminado en su fase inicial en unos dos meses, se convertirá en una hoja de ruta para la ciudad. "Vamos a hacer recorridos para marcar cuáles serán las líneas de actuación. Un grupo de expertos definirá actuaciones de formación, la coordinación con la Policía y con la Fiscalía", declaró Juan Antonio Mérida y añadió: "Hasta ahora sólo teníamos documentos básicos, ahora vamos a tener un plan de acción que nos permitirá en un año y medio desarrollar un diagnóstico una zonificación y un plan de acción", detalló el concejal de Medio Ambiente.

La ciudad ya contaba con dos programas para controlar este tipo de ataques al patrimonio. El primero es un plan de limpieza antigrafiti que se lleva a cabo a través de Inagra, También a través de la Fundación Albaicín el mítico barrio tenía programas de prevención basado en actividades educativas tendentes a concienciar a los jóvenes sobre la necesidad de conservar el patrimonio de la ciudad.

La preocupación en la ciudad por la proliferación de pintadas llevó incluso a la Junta de Andalucía hace un par de años a crear unos talleres para formar a profesionales especializados en la limpieza de grafitis. La especialización de una brigada policial contra este tipo de pintadas así como la creación de un archivo caligráfico para controlar las firmas existentes no han sido las únicas medidas que ha tomado el Ayuntamiento de Granada, también se llegó a plantear la posibilidad de controlar qué pintura se vende, para qué y a quién.

El Consistorio ha realizado numerosas actuaciones para limpiar y quitar los grafitis de los edificios municipales así como de los barrios (La Chana, plaza Bib-rambla o calle Elvira), pero en muchas ocasiones la eliminación de estas pintadas no es fácil puesto que son competencia de otras instituciones que tendrían que dar su autorización.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios