Política

Marta Bosquet (Cs): "No podemos apartarnos de nuestra ideología de centro"

  • Asegura que a su partido le toca hacer autocrítica y hacerse mirar si las estrategias no han sido las adecuadas

  • Considera que "Andalucía, por su buen hacer, debe tener más peso en la ejecutiva nacional de Ciudadanos"

Marta Bosquet posa para la entrevista en el despacho del alcalde de Granada Marta Bosquet posa para la entrevista en el despacho del alcalde de Granada

Marta Bosquet posa para la entrevista en el despacho del alcalde de Granada / Álex Cámara

La presidenta del Parlamento, Marta Bosquet (Cs), no elude las preguntas sobre el futuro de Ciudadanos. Tiene claro que el debate de futuro en su formación tiene que focalizarse en las estrategias y no en las personas y deja caer que "quizás las estrategias no han sido las adecuadas". Asimismo, reclama más peso para Andalucía en la próxima dirección nacional del partido naranja.

De lo que tampoco tiene duda es de que, a su juicio, Inés Arrimadas, es la persona señalada para suceder a Albert Rivera y continuar su estela. Siempre y cuando no decida apartarse de las que considera como las grandes armas de Ciudadanos: "no apartarse de nuestro ADN, de nuestra ideología de centro" y "ser útiles para los ciudadanos".

–Hace unos días afirmó que Albert Rivera no era el único dirigente de Ciudadanos que tenía que asumir las culpas del fracaso del electoral. Parece que le han hecho caso.

–Lo que dije únicamente es que en una debacle electoral, que es lo que hemos tenido, no podía aparecer solamente el presidente. Por asimilar con el fútbol, muchas veces es el entrenador el que se va cuando van mal los resultados, aunque no sea el único culpable. En este sentido, son los ciudadanos los que deciden y tenemos que hacérnoslo mirar el partido en su conjunto para que por qué no han confiado en nosotros como ocurrió en el mes de abril. En eso momento no estaba hablando tanto de personas como de la línea que hemos seguido. Tenemos que hacernos mirar que quizás las estrategias no han sido las adecuadas o no hemos sabido comunicarlo bien. Tenemos que mirarlo, pero sin focalizar en las personas porque cuando somos parte de un todo al final todos somos responsables de ese conjunto.

–¿Era necesaria esa voladura interna con varias dimisiones de los cargos próximos a Rivera en los últimos días?

–La decisión de los que han mostrado su voluntad de no permanecer en sus cargos la respeto porque es propia. Ahora, a la práctica totalidad de las personas que conformamos Ciudadanos nos gustaría que Inés Arrimadas tomara ese relevo que ha dejado Albert, es la mejor y más digna sucesora y en consecuencia le corresponderá a ella elegir al nuevo equipo que quiera ella que le ayuden a impulsar las líneas o las directrices que tenga que seguir Ciudadanos. No podemos apartarnos de nuestra ideología, que es de centro y de permanecer siempre en ese centro. Aunque a lo mejor sí tenemos que hacer cambios en cuanto a estructuras o toma de decisiones. Ser un poco más dinámicos a la hora de tomar decisiones que creo que es importante.

–Una de las cuestiones que reprochan de Ciudadanos es su giro a la derecha. Según un análisis reciente de las elecciones, la mayor parte de sus votos se fueron al PP y no tanto a Vox como se pensaba...

–Creo que el mayor porcentaje de pérdida de votos nuestros se ha ido a la abstención. Si nos ponemos a analizar esa pérdida de dos millones y medio de votos es objetivo el hecho de que el mayor porcentaje se ha ido a la abstención. Es lo que tenemos que hacernos mirar, saber qué es lo que hemos hecho mal para no haber conseguido ilusionar a ese electorado que ha preferido quedarse en su casa antes que ir a votar y que, por contra, si nos votó en las elecciones de abril. Saber si es que no hemos seguido una buena estrategia, si es que no hemos comunicado bien o el por qué hemos seguido esa determinada estrategia. O si es que nuestros votantes han visto que habíamos cambiado nuestro ADN principal, que no es otro que nuestra centralidad y el ser útiles, que es lo principal y de lo que nunca nos tenemos que alejar. Tenemos que mirar siempre por los ciudadanos y no por los intereses partidistas. Si no nos alejamos del interés de los ciudadanos, seguramente volveremos a hacer que vuelvan a confiar en nosotros.

–¿Qué peso va a tener Andalucía en la nueva dirección nacional de Cs?

–Espero que mucho porque se están haciendo muy bien las cosas. Creo que ahora mismo Ciudadanos en Andalucía es el espejo de otras comunidades autónomas donde también se está gobernando con otros partidos políticos y creo que es importante que en base a ese buen hacer Andalucía tenga un peso a la hora de tomar decisiones en una ejecutiva nacional cuando se conforme. Esa importancia debe ser equiparable a tener más responsabilidad a la hora de tomar decisiones. En esos posibles cambios de estructuras creo que un mayor peso por parte de las comunidades autónomas sería uno de los puntos importantes.

–Ha sido un año en la montaña rusa para Cs. Del complejo resultado del 2-D a la remontada en primavera y la posterior debacle a final de año. ¿Cuál cree que es la lectura que deben sacar de este periplo electoral?

–La lectura primero es hacer autocrítica. Soy de las que no me gusta echar balones fuera. Hacer un análisis de lo que ha ocurrido, un análisis sobre todo de por qué hemos hecho que nuestro mayor número de votantes se haya desmotivado a la hora de ir a votar. Y, en consecuencia, volver a retomar ese partido que en su momento ilusionó a los votantes y hacer ver que la centralidad es necesaria en España y ahora más que nunca por cómo está la situación tanto a nivel nacional como en otras comunidades autónomas. Ahora más que nunca es necesaria la centralidad, la moderación en las políticas de nuestro país y sobre todo ser útiles para los ciudadanos.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios