Desescalada

El Metro de Granada volverá a la frecuencia de paso normal pese a no entrar en fase 1

  • Los horarios y la capacidad continuarán adaptados a la situación de pandemia

El Metro de Granada volverá a la frecuencia de paso normal pese a no entrar en fase I El Metro de Granada volverá a la frecuencia de paso normal pese a no entrar en fase I

El Metro de Granada volverá a la frecuencia de paso normal pese a no entrar en fase I

El Metro de Granada volverá a las frecuencias normales el lunes 11 de mayo pese a que la provincia no ha pasado a la fase 1. Así lo ha confirmado la Junta de Andalucía, que retomará también estos horarios en Sevilla, que sí ha pasado de fase, y en Málaga, que tampoco lo ha hecho junto a Granada.

Los tres metros de titularidad autonómica redujeron sus frecuencias de paso, adaptándose a la demanda de viajeros, a partir del pasado 17 de marzo, en virtud de las instrucciones de la Orden de 14 de Marzo de 2020 dictada por la Consejería de Salud y Familias, por la que se adoptaban medidas preventivas de salud pública en la Comunidad Autónoma de Andalucía, como consecuencia de la situación y evolución del coronavirus (Covid-19). Esta medida significó la reducción del intervalo de paso de trenes por estaciones de hasta el 30% en la franja de hora punta y de hasta el 50 % en los periodos valle. En cambio, los horarios de los metros andaluces continuarán adaptados a la coyuntura existente con motivo de la pandemia, por lo que el servicio se mantendrá hasta las 23 horas durante todos los días de la semana, hora en que saldrán los últimos trenes de las estaciones de cabecera. Por lo tanto, los viernes, sábados y víspera de festivos, se mantendrá, de momento, el cierre del servicio a las 23 horas y se irá evaluando en este tiempo de desescalada el comportamiento de la demanda de cara a la recuperación del horario de madrugada asociado al ocio nocturno.

Capacidad de los trenes

La capacidad de transportes de los tres metros, de acuerdo a la orden publicada en el BOE por el Ministerio de Transporte, Movilidad y Agenda Urbana el pasado 3 de mayo, se va a limitar al 50% de las plazas sentadas, más dos usuarios de pie por metro cuadrado, con el fin de que se pueda respetar la distancia social que recomiendan las autoridades sanitarias. Estos requisitos equivalen a una capacidad máxima de entre 105 y 107 usuarios en cada tren, en el tramo y sentido más cargado. Las unidades de los tres ferrocarriles metropolitanos tienen ya señalizadas las plazas sentadas que no se podrán ocupar por los usuarios para cumplir con este requisito. Esta restricción de la capacidad de los trenes exigida por la necesidad de respetar el distanciamiento social entre usuarios se ve compensada, en el caso de los metros andaluces, con la recuperación de las frecuencias de paso del servicio habitual, a pesar de que la demanda de viajeros aún sigue muy afectada con motivo de la pandemia.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios