Granada

El alcalde reconoce que se equivocó al aparcar su coche sobre una acera

  • Pide disculpas por bloquear la zona peatonal de una calle con su vehículo privado

  • Asegura que no tiene justificación

Francisco Cuenca, ayer. Francisco Cuenca, ayer.

Francisco Cuenca, ayer. / j. algarra

El alcalde de Granada, Francisco Cuenca, reconoció ayer su error. Después de que el grupo municipal popular denunciara que el primer edil aparcó el pasado viernes 14 de septiembre su coche sobre la acera en una calle señalizada con línea amarilla, Cuenca reconoció que esta acción es "evidentemente un error para cualquier granadino y por su puesto para el alcalde".

El alcalde, que reconoció que "se mueve como cualquier granadino con su coche" y realiza "cosas normales como comprar o llevar a los niños a las actividades indicó que "en un momento de urgencia uno comete un error que no tiene justificación y por lo tanto lo lamento mucho". En este sentido, aseguró que si le llegan a poner una multa "pues la pago como cualquier hijo de vecino que es lo que tiene que hacer el alcalde". Estas declaraciones fueron realizadas en el marco de la Alianza estratégica para el desarrollo económico de la capital y la provincia.

Evidentemente es un error para cualquier granadino y también para el alcalde"Francisco CuencaAlcalde de Granada

La polémica estalló el día anterior. El coordinador del grupo municipal popular, Juan Antonio Fuentes, desveló unas imágenes que consideró "escandalosas" y que protagoniza Francisco Cuenca, cuyo vehículo fue fotografiado el pasado viernes sobre una acera, obstaculizando completamente el paso a personas, en una calle sin salida, junto a una cochera a la que dificulta las maniobras de acceso y sobre una línea amarilla. Se trataba de la calle Guillén de Castro donde, según explicó Fuentes, existe una zona perfectamente habilitada para el aparcamiento.

El edil popular declaró que con la finalización del periodo vacacional y el inicio del nuevo curso la zona centro vuelve a estar colapsada y con coches mal aparcados. "El PP siempre ha defendido el refuerzo de presencia policial para tratar de atajar estos problemas de circulación que afectan a todos los granadinos", declaró insistiendo en la necesidad de conjugar "la concienciación ciudadana con un plan específico municipal" y que el Ayuntamiento apueste por "iniciativas didácticas para seguir avanzando en evitar conductas insolidarias que dificultan no sólo al resto de conductores, sino también a peatones y residentes, a los que se impide el normal uso de las aceras y accesos a sus viviendas y garajes". En este sentido, dijo que " quien debe dar ejemplo el primero de todos no lo hace".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios