Ayuntamiento de Granada

El gobierno saca adelante el pleno de organización con los votos de PSOE y Podemos-IU

  • Vox se queda solo en la oposición al bipartito de Cs y PP

  • Los concejales del PP Josefa Rubia y Carlos Ruiz Cosano se quedan sin la dedicación exclusiva

Un momento del pleno de organización celebrado la mañana de este viernes en el Ayuntamiento de Granada. Un momento del pleno de organización celebrado la mañana de este viernes en el Ayuntamiento de Granada.

Un momento del pleno de organización celebrado la mañana de este viernes en el Ayuntamiento de Granada. / Álex Cámara

Los votos de PSOE y Podemos-IU han permitido al equipo de gobierno sacar adelante el pleno de organización municipal, que era la primera gran prueba del nuevo ejecutivo. Con 24 votos a favor, PP y Cs han logrado aprobar su estructura municipal (concejalías, representantes en organismos, sueldos de concejales...) a las que solo se han opuesto los tres concejales de Vox. El punto más complicado, el de las dedicaciones exclusivas de los concejales, se ha saldado con dos liberados menos (16 de los 18 que permite la ley) del propio equipo de gobierno. 

Tras un mes de intensa negociación (sobre todo en la última semana) del gobierno con el resto de grupos de la oposición, de cara a la votación de hoy en el pleno de organización, el gobierno ha conseguido algo que podría parecer impensable tras las elecciones municipales: el apoyo de los partidos de izquierdas. Sólo se ha mantenido en la oposición el nuevo grupo municipal de Vox, cuyos tres votos facilitaron la investidura de Luis Salvador como alcalde el pasado 15 de junio. 

Todos los puntos del pleno de organización que se han votado esta mañana han contado con 24 votos a favor (PP, Cs, PSOE y Podemos-IU) y los 3 en contra de Vox, partido que se ha quedado solo en su rechazo al nuevo gobierno y a la nueva estructura creada. Lo que hoy estaba en juego era, en esencia, el reparto de las representaciones de cada grupo político en organismos y municipales (las más reñidas han sido Emasagra y Emucesa), comisiones delegadas (donde se delibera antes de los plenos), consejos rectores o juntas de distrito.

El último punto, el más caliente de las negociaciones de los últimos días, ha sido el de las retribuciones de los concejales, que dependían del reparto de las dedicaciones exclusivas (la ley solo permite que 18 de los 27 ediles estén liberados de sus trabajos y tengan sueldos íntegros del municipio). Al final, para compensar los sobrecostes en otras estructuras, se han liberado por completo 16 corporativos, con dos concejales del PP que sólo tendrán dedicación al 75% (podrán compaginarlo con sus trabajos): Josefa Rubia y Carlos Ruiz Cosano.

Los grupos del PSOE y Podemos-IU han alcanzado un acuerdo al final (al parecer se ha negociado hasta esta misma mañana) con el gobierno local para que sus exigencias de representación fueran atendidas y así facilitar el voto a favor. 

A lo largo del pleno, los momentos de más tensión se han producido por las acusaciones del portavoz de Vox, Onofre Miralles, que se ha mantenido en su postura en contra y que a pesar de ser el líder de su grupo se quedará sin dedicación exclusiva. Vox es el único partido que sólo tendrá a una concejal liberada para la tarea municipal de forma íntegra.  

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios