Granada CF | Resaca en rojiblanco

El Granada CF, la rebeldía del equipo revelación

  • El equipo rojiblanco, la gran sorpresa de la temporada, se ha sublevado contra su historia

El Granada de Diego Martínez ha hecho historia El Granada de Diego Martínez ha hecho historia

El Granada de Diego Martínez ha hecho historia / Antonio L. Juárez / Photographerssports (Granada)

¡Vaya resacón! De los buenos. La ocasión lo merece. El Granada puso broche de oro de muchos quilates a una temporada que quedará enmarcada para siempre en la historia del club y de la que seguro se hablará durante décadas tal como ha ocurrido con la famosa final de la Copa del Generalísimo allá por 1959, hasta ahora el único hito al que se ha agarrado el granadinismo hasta el 19 de julio de 2020.

¿Quién hasta el inicio de la presente campaña ha soñado alguna vez con ver al Granada en Europa? Quizá muchos, quizá no tantos, pero los sueños, sueños son –Calderón dixit– y de ahí no pasaba lo que era una mera ilusión. La realidad del club ha sido durante su historia bastante humilde y no daba para mucho más que disfrutar cuando el equipo estaba en Primera División.

Diego Martínez, sin duda el artífice de los éxitos rojiblancos. Diego Martínez, sin duda el artífice de los éxitos rojiblancos.

Diego Martínez, sin duda el artífice de los éxitos rojiblancos. / Antonio L. Juárez / Photographerssports (Granada)

Inconformismo

Llegó la campaña 2019/20 y como quien no quiere la cosa fue avanzando a base de alegrías. La principal la de tener el convencimiento relativamente pronto de que la permanencia iba a caer por su propio peso.

Pero he aquí que Diego Martínez y su gente se sublevaron contra la historia de un club que está a punto de ser nonagenario. Metieron la quinta a la inercia de un equipo que empezó fuerte la temporada para intentar no sufrir en demasía en su objetivo de permanecer en Primera División. Ya en su primer partido ante el Villarreal, hace casi un año, se demostró que lo suyo es luchar hasta el minuto 90 y se sacó un punto cuando parecía todo perdido. Con estas intenciones se forjó el Granada que ha sido rebelde durante toda la temporada.

Carlos Fernández ha 'explotado' en el Granada Carlos Fernández ha 'explotado' en el Granada

Carlos Fernández ha 'explotado' en el Granada / Antonio L. Juárez / Photographerssports

A propios y extraños

No tiene que certificarlo la encuesta de Marca, que por cierto lo hacía de forma abrumadora. El Granada es sí o sí el equipo revelación de la temporada en la Liga Santander. El conjunto de Diego Martínez ha competido en todos los saraos en los que ha estado.

Antes del confinamiento quedó el sabor agridulce de la eliminación en semifinales de la Copa del Rey, sobre todo porque, al igual que este pasado domingo, a inicios de marzo el Granada fue muy superior al Athletic. Pero goles son amores y los bilbaínos se encontraron con uno cuando estaban contra las cuerdas. Ello no quita el tremendo torneo copero firmado por los nuestros que, además, lo compatibilizaron con la competición liguera a la que no le perdieron la cara en ningún momento. Todo lo contrario.

Ya con el apelativo de ‘equipo revelación’ antes del confinamiento, a la vuelta a ese eufemismo denominado ‘nueva normalidad’, el Granada no levantó el pie del acelerador. Fueron once jornadas en las que Europa se alejaba y se acercaba según el resultado de cada jornada y en las que, siguiendo la máxima de pasito a pasito, se llegó a la trigésimo octava con la nave capitaneada por Diego Martínez avistando el Viejo Continente. Faltaba llegar a buen puerto y vive Dios que se llegó.

Todos a una

Todos los miembros de la plantilla remaron acompasados para meterle cuatro 'pepinos' al Athletic (se lo tenía merecido desde el 5 de marzo) y, con una vez cumplida con creces su parte, esperar a que un par de los equipos que también querían ser europeos pincharan. Lo hizo el Valencia y también, el Getafe. Y casi, la Real Sociedad, que arrebató la sexta plaza al Granada a falta de tres minutos para la conclusión de su partido ante el Atlético. Pero fue anecdótico, porque la séptima posición también sabe a gloria. Y Europa, más aún.

Allende de los Pirineos

La próxima temporada habrá vida más allá de la frontera pirenaica. Como bien dijo Diego Martínez, la Liga Europa es una competición para disfrutarla pero sin dejar de poner los pies en el suelo.

La alegría se desató en el césped cuando se concretó la presencia en la Liga Europa. La alegría se desató en el césped cuando se concretó la presencia en la Liga Europa.

La alegría se desató en el césped cuando se concretó la presencia en la Liga Europa. / Antonio L. Juárez / Photographerssports (Granada)

En pocos meses comenzará una nueva Liga y se partirá de cero con el mismo objetivo: sellar una nueva permanencia en la élite del fútbol español. A pesar de ello, ¡que nos quiten lo 'bailao'.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios