Granada-Betis | Crónica y resultado Un equipo que ya es histórico (1-0)

  • El Granada CF se impone por la mínima al Betis gracias a un gol de Vadillo y aprovecha el aplazamiento del Barcelona-Real Madrid para acceder al liderato

Carlos Fernández casi marca en esta acción en en inicio de la segunda mitad. Carlos Fernández casi marca en esta acción en en inicio de la segunda mitad.

Carlos Fernández casi marca en esta acción en en inicio de la segunda mitad. / Álex Cámara

Si el 29 de septiembre de 1973 pasó a la historia del Granada CF por concluir al término de la quinta jornada de aquella campaña como líder de Primera División, lo que hizo este domingo el conjunto de Diego Martínez fue escribir una página más en el largo caminar de la octogenaria entidad granadina. El triunfo ante el Real Betis por la mínima (1-0), dejando por sexta jornada de diez disputadas la portería a cero, dejó a los rojiblancos en la cima de la mejor liga de mundo. Frótense los ojos porque es una realidad. Este Granada CF ya es histórico y cuando pase el tiempo, independientemente de cómo termine la actual temporada, en los anales se hablará de un equipo que por encima de todo es eso, un equipo.

Al igual que sucedió ante el Leganés y Osasuna, fue un choque poco vistoso, con escasas ocasiones y muy táctico. De los que gustan a los técnicos y no tanto a los aficionados, pero que dejó igual de satisfechos a los que acudieron en masa a Los Carmenes, que registró la mejor entrada del curso. Pero lo que es innegociable en el grupo de jugadores que dirige el técnico vigués es la enorme capacidad que tiene para adaptarse a todo tipo de partidos y, sobre todo, el nivel defensivo que ofrece. Un ejemplo de ello se vivió en el 26' en una contra bética de cinco para dos en la que el repliegue de los nazaríes fue impresionante para evitar una acción que tenía todos los visos de terminar en gol.

Implicación

El entrenador gallego siempre alude a la necesidad de que todos sus jugadores estén implicados porque van a ser necesarios y ante el Real Betis se volvió a repetir. Sin Montoro, la brújula de este equipo, sin Antonio Puertas, el máximo goleador, sin Vico o Quini, que fueron indiscutibles en el once en los primeros partidos, todo el que participa suma, y esa es la clave del actual líder de LaLiga Santander. Gonalons, Azeez, Carlos Fernández, Neva...todos ellos han cubierto la plaza de los ausentes y no sólo los han suplido a la perfección, sino que han llevado al conjunto granadino a lo más alto.

En un duelo en el que las ocasiones brillaron por su ausencia en el primer tiempo, y con Mateu Lahoz como protagonista con el bolsillo demasiado suelto para lo que en él es habitual, el choque en su primer acto no tuvo un dominador claro. Arrancó mejor el Granada CF, principalmente explotando la banda izquierda y con Azeez y Gonalons imponiéndose en la medular. El francés fue siempre la referencia a la hora de iniciar el juego y además impuso su poderío físico. El choque pudo cambiar si el colegiado valenciano hubiera expulsado a Javi García por una falta sobre Yangel Herrera que habría supuesto la expulsión del pivote visitante. No lo hizo y un minuto después, amonestó al venezolano por una falta muy similar ante el enfado de la grada.

Los jugadores rojiblancos celebran el tanto de Álvaro Vadillo. Los jugadores rojiblancos celebran el tanto de Álvaro Vadillo.

Los jugadores rojiblancos celebran el tanto de Álvaro Vadillo. / Álex Cámara

A los de Rubi, que cuentan con jugadores con mucha calidad de centro del campo hacia arriba, les costó mucho superar las líneas de presión locales, que querían hacer daño por fuera aunque fue por medio de los centros de Víctor Díaz cuando llegó el mayor peligro. Sin embargo, la mejor ocasión del primer acto fue bética y llegó pasada la media hora tras una buena combinación que no supo culminar Guardado con todo a su favor. Fue el inicio de los mejores minutos de los hispalenses pero eso sí, sin que Rui Silva tuviera que emplearse a fondo en ningún momento.

Pocas ocasiones

El paso por vestuarios no varió en exceso el guión del choque. Carlos Fernández avisó nada más reanudarse el partido y la respuesta sevillana llegó por medio de Loren, que lanzó por encima del larguero desde la frontal. Ambos equipos se anulaban en la medular hasta que en el minuto 60 llegó la jugada que terminó por desnivelar la contienda. Una pérdida de Javi García ante la presión de Eteki permitió a Carlos Fernández avanzar y ver la llegada de Vadillo, que con la diestra, ajustó al palo derecho de Joel, sentenciando al equipo que le dio la oportunidad de ser profesional.

Mateu Lahoz debió expulsar en el ecuador del primer al bético Javi García pero no lo hizo

Y pudo ser peor para los de Rubi un minuto después si Azeez no estrella su lanzamiento tras una nueva recuperación de Eteki en el palo, acción en la que Carlos Fernández en el rechace no pudo marcar. Con Los Cármenes encendidos, Rubi buscó con los cambios darle un aire distinto al juego de su equipo. Metió de una tacada a Álex Moreno y Joaquín, pero fue la entrada de Borja Iglesias lo que provocó que Diego Martínez reaccionara y ordenara el cambio de sistema con la entrada de José Antonio Martínez al terreno de juego.

Defensa de tres

Con defensa de tres centrales y dos carrileros, pese a que el Betis lo intentó por todas las formas, sea por banda o juego directo, cuando los rojiblancos se ponen por delante es prácticamente imposible remontarles. Los números están ahí y con ventaja en el marcador, el nivel defensivo que muestran es impresionante, pues exceptuando los ocho goles encajados ante Villarreal y Real Madrid, en los restantes ocho duelos han visto perforado su arco en tan sólo dos ocasiones. Una auténtica barbaridad, que diría Martínez.

Con la entrada de Borja Iglesias al campo, desde el banquillo local se reaccionó cambiando el sistema de juego

Si los rojiblancos hubieran aprovechado alguna que otra contra que tuvieron, y muy claras, el duelo pudo terminar con un mayor tanteo. Pero no fue necesario. Veinte puntos terminado el mes de octubre y con siete meses aún por delante es una cifra que garantiza media permanencia. Pero mientras, habrá que disfrutar de un liderato más que merecido de este Granada CF histórico.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios