Clases particulares

La formación en la sombra es muchas veces un fracaso cuya responsabilidad recae más en el sistema y en el profesorado

Acabamos de conocer el estudio Educación en la sombra en España que nos muestra que el 47% de los hogares con hijos en edad escolar acude a este mercado no reglado; las clases particulares se extienden entre todas las clases sociales.

No obstante, mientras las familias con más recursos invierten más en enseñanza de idiomas o de disciplinas relacionadas con las artes, las menos favorecidas lo hacen para reforzar los contenidos curriculares que se dan en los centros educativos con la idea de aprobar para evitar repetir, como fin último.

A mi me llama la atención en especial la normalidad con la que se asume que las clases particulares son necesarias para asegurar aprobar asignaturas, sobre todo cuando son consecuencia de la incapacidad del sistema educativo de poner los medios necesarios para el éxito en el aprendizaje.

Hay asignaturas complejas que requieren explicaciones detalladas y refuerzo específico más allá del tiempo de clase planificado en las aulas. El apoyo en el marco de tutorías es un recurso utilizado por el sistema, aunque con una oferta insuficiente de manera bastante generalizada.

En mi opinión todo esto es muchas veces una consecuencia de un déficit estructural del sistema educativo que en ocasiones, y sobre todo en el ámbito universitario, pone de manifiesto la necesidad de una mayor implicación y compromiso por parte del profesorado. También por parte del alumnado.

El proceso de educación y aprendizaje es complejo y está condicionado por factores diversos; en la actualidad parece haber mucha desmotivación entre los jóvenes ante la incertidumbre y las dudas relativas a las salidas profesionales en muchas carreras.

Pero en mi opinión, la formación en la sombra es muchas veces un fracaso cuya responsabilidad recae más en el sistema y en el profesorado; algo a solucionar para evitar o agrandar la desigualdad sobre todo para las familias que no llegan a fin de mes y, además, tienen que pagar clases particulares. Así lo veo.

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios