Revisión ideológica en Primaria

Abandona conocimientos sin motivación alguna, y deja de incorporar procesos novedosos cuya temprana atención es crucial

El pasado martes, el Consejo de Ministros aprobó el decreto que establece la ordenación y enseñanzas mínimas en Educación Primaria. Con este instrumento normativo, se regula definitivamente el currículo de una de las etapas más importantes en el proceso madurativo de nuestros hijos. De ahí que todos los sectores educativos reclamaran una especial sensibilidad en la adopción de procesos orientativos, procurando dar cabida a todas las sensibilidades, lo que, desgraciadamente, no ha sido así.

El Decreto imprime su determinación ideológica determinando la drástica reducción de horas para la asignatura de Religión: más de un veinte por ciento (90 horas menos de la LOE de Zapatero en 2006). Ello se une a la regulación de la LOMLOE acerca de que la Religión carezca de "asignatura espejo", ni forme parte de la nota media, despreciando aprendizajes de contenidos indisolubles al conocimiento de la globalidad de la Historia europea. Estas horas han sido repartidas en Educación artística que pasa de 300 a 360 (educación artística y formación musical), Conocimiento del Medio (15 horas), Matemáticas (10 horas) y Lengua (5 horas).

Aparece en quinto y sexto de primaria una asignatura nueva: Educación en Valores Cívicos y Éticos, (antigua Educación para la Ciudadanía). Propone como saberes básicos el pensamiento crítico y ético; la educación afectivo-sexual; el significado de 'bueno' y 'malo'; la influencia de los medios y las redes de comunicación, la prevención del abuso y el ciberacoso, las conductas adictivas; la empatía, el cuidado y el aprecio con respecto a los seres vivos y el medio natural, entre otros. Dará mucho que discutir. Al tiempo.

Revuelo provocan hasta asignaturas tradicionalmente pacíficas. Matemáticas incorpora la gestión emocional entre los saberes básicos. El Ministerio explica que los saberes básicos se estructuran en seis sentidos en torno al concepto de "sentido matemático". El 'sentido socioemocional' integra "conocimientos, destrezas y actitudes esenciales para entender las emociones". "Manejar correctamente estas habilidades mejora el rendimiento del alumnado en matemáticas". Para reforzar este fin, es esencial "dar a conocer al alumnado las contribuciones de las mujeres a las matemáticas a lo largo de la historia", sostiene el Ejecutivo.

Lengua Castellana y Literatura, se orienta, por un lado, al reconocimiento de la diversidad lingüística en España, "favoreciendo actitudes de aprecio hacia la diversidad étnica y cultural"; y por otro, la interacción oral y escrita, incorporando la comunicación tecnológica. Se presta "especial atención al reconocimiento de las mujeres escritoras" y se abordan prácticas comunicativas no discriminatorias, para " rechazar abusos de poder a través de la palabra".

En resumen, quienes suspirábamos por una reforma que corrigiera errores cometidos en regulaciones anteriores, muy al contrario, asistimos con frustración cómo nuestros hijos siguen inmersos en procesos ideológicos del gobierno de turno que, además, abandona conocimientos sin motivación alguna, y deja de incorporar procesos novedosos cuya temprana atención es crucial. Traerá un profundo debate, sin duda. Al tiempo.

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios