Andalucía

PP y PSOE se afean sus ausencias en el Pleno

  • Los socialistas critican a Moreno por no someterse al control del Parlamento y los populares les recuerdan que Díaz hacía lo mismo

Las bancada del Gobierno, con los puestos de Juanma Moreno, Elías Bendodo y Juan Marín vacíos. Las bancada del Gobierno, con los puestos de Juanma Moreno, Elías Bendodo y Juan Marín vacíos.

Las bancada del Gobierno, con los puestos de Juanma Moreno, Elías Bendodo y Juan Marín vacíos. / EP

En el Parlamento andaluz hay un abismo entre el principal partido de la oposición y el más numeroso del bloque del Gobierno. Más allá del acuerdo en ciernes para la renovación de ciertos órganos de extracción parlamentaria, los primeros compases de la XI Legislatura están marcados por un cruce de acusaciones que se repite. El modus operandi es siempre el mismo. Primero, el Ejecutivo aflora datos –presupuesto sin ejecutar, listas de espera en sanidad y dependencia– que dejan ver los errores en la gestión de los socialistas. La respuesta de los portavoces del PSOE varia. Unas veces acusan al bipartito de mentir y otras de manipular con el objetivo de tapar una supuesta falta de gestión.

Ayer, con la ausencia del presidente de la Junta por primera vez desde que llegó al cargo, se repitió la secuencia, pero con matices. Los socialistas aseguraron que Moreno ha eludido la sesión de control porque le “incomodan” las preguntas en el Parlamento y “no quiere que esta Cámara cumpla con su obligación”. Son palabras de Mario Jiménez, portavoz del PSOE, quien acusó al jefe del Ejecutivo de “desacato” y recordó que Moreno, en la oposición, propuso en alguna ocasión que se ampliara a tres el número de plenos que se celebran al mes en el legislativo.

Los socialistas plantearon la semana pasada en la Mesa del Parlamento que las preguntas al presidente se trasladaran a la jornada del miércoles, ya que el mediodía de ayer lo pasó en Jaén, en el acto de clausura del Congreso Nacional de Jóvenes Agricultores junto con Felipe VI.

Jiménez sugirió incluso que la sesión de control al jefe el Ejecutivo pudo hacerse en la tarde de ayer. El portavoz socialista defendió que en legislaturas anteriores, hubo diálogo y acuerdo entre los grupos parlamentarios para alterar el orden del día de plenos y que Susana Díaz se sometió al control de los portavoces de los grupos en alguna ocasión fuera del horario habitual por tener algún compromiso institucional.

En las filas populares hubo quien recordó que la ausencia de Moreno en un Pleno no es la primera de un presidente de la Junta. Es habitual ver las bancadas vacías durante las sesiones plenarias y estos primeros plenos son víctimas de una situación algo anómala. El nuevo Gobierno no ha empezado su producción legislativa y la Mesa no ha colocado aún ninguna proposición de ley en los Plenos.

Los miércoles no se suele votar en el antiguo Hospital de las Cinco Llagas. Por ese motivo, Susana Díaz, líder de la oposición, pudo estar en el miércoles en un mitin con Pedro Sánchez en Huelva. Y en el PP se lo recordaron ayer, cuando las críticas a Moreno por su viaje arreciaban.

“Estaba aplaudiendo a Pedro Sánchez en un acto para que no le quitaran el sillón del partido”, espetó Dolores López, secretaria general del PPandaluz. Los populares creen que la algarabía del PSOE por la ausencia del jefe del Ejecutivo es parte de “un circo”. López criticó la actitud de “los hooligans del PSOE”, que en su opinión pretenden “montar un circo” cada vez que hay un pleno del Parlamento andaluz para “tapar el descontrol que han dejado” en la Junta de Andalucía.

López recordó además que Díaz se ausentó tres veces en la pasada legislatura por acompañar a Felipe VI durante alguna visita a la región y aseguró que los andaluces “toman nota” de lo ocurrido. Por último, pidió al PSOE que se preocupe menos por la sesión de control, “porque las habrá, y muchas”, y lo haga más “por el descontrol que han dejado en la Junta”.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios