Granada

La Audiencia confirma el archivo de la denuncia de la madre de Juana Rivas

  • La querella fue interpuesta contra Francesco Arcuri por supuesto malos tratos a los menores

Juana Rivas a la salida de los Juzgados de Granada el pasado verano. Juana Rivas a la salida de los Juzgados de Granada el pasado verano.

Juana Rivas a la salida de los Juzgados de Granada el pasado verano. / g. h.

La Audiencia de Granada ha confirmado el archivo de la denuncia que, el pasado mes de agosto, interpuso la madre de Juana Rivas contra su exyerno y expareja de su hija, el italiano Francesco Arcuri, por supuestos malos tratos a sus nietos que habrían sido cometidos durante su residencia en Italia.

En la denuncia interpuesta ante la Guardia Civil de Maracena exponía los supuestos malos tratos sufridos por los dos menores en aquel país, lugar de residencia de sus nietos y su hija hasta que esta última los trajo a Granada, según recoge el reciente auto de la Sección Segunda. El tribunal señala que, en el momento de esa denuncia, Juana Rivas estaba con los niños "evadida de la justicia", por lo que pesaba sobre ella una orden de busca y captura.

La Justicia "no tiene jurisprudencia" ya que los hechos se habrían producido en Italia

El Juzgado de Instrucción 2, previa audiencia a la Fiscalía, dictó el 7 de septiembre del año pasado un auto el que acordaba el archivo y sobreseimiento de la denuncia "por carecer de jurisdicción", decisión contra la que se interpuso un recurso de reforma que fue desestimado.

Contra esa última resolución, finalmente la propia Juana Rivas formalizó ante la Audiencia otro nuevo recurso que ahora ha sido igualmente rechazado, por lo que ha sido confirmado íntegramente el archivo de la denuncia.

En su auto, la Audiencia considera que, dentro de las numerosas "vicisitudes procesales y personales" acontecidas durante más de año y medio "bajo un permanente seguimiento mediático", su reciente decisión tiene "poca relevancia" o "incidencia".

En cualquier caso, sitúa la última denuncia como un posible "último y desesperado intento (...) con claro abuso de derecho y fraude procesal por lograr (...) retener a los hijos en territorio español".

También habla del intento de "desviar hacia España la clara competencia del Estado Italiano para el esclarecimiento y conocimiento sobre los presuntos maltratos, supuestamente, llevados a cabo contra sus hijos menores en territorio italiano y reiteradamente denunciados por Rivas contra Arcuri". Esa "estrategia" ya fue calificada de "desesperada o de última oportunidad", una vez cerradas definitivamente todas las vías legales y procesales por "retener" a los hijos contra la decisión civil del Juzgado de Familia 3 de Granada, confirmada por la Audiencia.

Al respecto, se refiere al carácter de "prófuga" de Rivas y al "fraude" que implica que sea la abuela materna de los menores la que interpusiera la denuncia por maltrato contra Arcuri ante las supuestas referencias de sus nietos, actuaciones que son archivadas "con toda razón" por la falta de competencial penal internacional, dice la Audiencia.

Este órgano indica asimismo que no tiene la "menor explicación" ni "sucesión procesal" que fuera la hija de la denunciante inicial, la propia Juana Rivas, la que presentara el recurso de apelación contra la resolución de un procedimiento "en el que no era parte".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios