Conexiones ferroviarias

El Gobierno insta a la Junta a asumir el gasto del tren convencional Granada-Sevilla

  • Sandra García recuerda a Carazo que ya lo hacen comunidades como Extremadura y Aragón

Traviesas instaladas en el tramo entre Osuna y Pedrera de vía convencional Traviesas instaladas en el tramo entre Osuna y Pedrera de vía convencional

Traviesas instaladas en el tramo entre Osuna y Pedrera de vía convencional / M. G.

El Gobierno, a través de su delegada en Andalucía Sandra García, ha instado a la Junta a asumir la Obligación de Servicio Público para retomar las conexiones de tren convencional entre Almería, Granada y Sevilla, “como ya hacen comunidades autónomas como Aragón y Extremadura”.

Estas afirmaciones se realizaron como contestación a la consejera de Fomento, Marifrán Carazo, que en la mañana de ayer exigió la firma del convenio con Adif para reabrir el tramo Osuna-Pedrera, y recuperar el tren desde Málaga a Sevilla, “pero igualmente Granada y Almería con la capital andaluza”.

De esta forma, García interpeló a Carazo por si está dispuesta a ejercer sus competencias, “arrimar el hombro y firmar un contrato con Renfe” para prestar estos servicios entre Almería, Granada y Sevilla por tren convencional, “o si su trabajo es exclusivamente el de criticar al Gobierno por cualquier acción que tome”, dijo.

En este sentido, la delegada del Gobierno recordó a la titular de Fomento de la Junta que el apartado cuarto del Acuerdo del Consejo de Ministros de 15/12/2017 establece que “en caso de que alguna comunidad autónoma tuviera interés en la prestación de un servicio ferroviario de viajeros sobre alguna de las relaciones que no han sido declaradas de OSP por la AGE, dicha comunidad podrá formalizar el correspondiente contrato con Renfe, asumiendo la financiación del déficit de explotación de dicho servicio”.

Igualmente, la Ley de Servicios Ferroviarios de Andalucía da la opción a la Junta de Andalucía a contratar servicios adicionales si considera insuficientes los prestados por el Estado, como ya hacen comunidades autónomas como Aragón y Extremadura, que financian servicios OSP no incluidos por el Gobierno.

Asimismo, Sandra García instó a Marifrán Carazo a que firme el convenio con Adif que tiene sobre la mesa desde octubre y “termine con su actitud paralizante, asuma su responsabilidad y ponga fin al perjuicio que la suspensión del servicio ferroviario en Aguadulce causa a la ciudadanía”, inutilizado desde las riadas de otoño de 2018, y para el que Adif instaló una vía alternativa usando la plataforma del EFTA, de la que es titular la Junta.

Esta reacción del Gobierno llegó horas después de que Marifrán Carazo, consejera de Fomento, pidiera al Gobierno que se firme “ya” el convenio para restablecer el servicio de ferrocarril en el tramo Osuna-Pedrera del Eje Transversal, “que debe servir para unir Málaga con Sevilla, pero igualmente Granada y Almería con la capital andaluza”.

“Debe servir para vertebrar Andalucía”, reclamó Carazo ayer en el Parlamento andaluz, que denunció que con la llegada de la Alta Velocidad a Granada se han “mermado” las conexiones de Media Distancia, fundamentales para los pequeños municipios y para la lucha contra la España vaciada. Carazo recordó que el 14 de febrero se remitió el cuarto borrador de convenio a Adif para la transmisión al Estado de la variante de Aguadulce y que su compromiso es “firmar cuanto antes este convenio para restablecer ya el servicio” y dar una salida a esta infraestructura que tiene que conectar con Málaga, pero también con Granada y Almería.

La próxima semana será clave para con la reunión entre Carazo y el secretario de Estado de Transporte, Pedro Saura, el martes.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios