Avant Granada - Sevilla En busca del tiempo perdido en el AVE andaluz

  • La conexión por AV entre Granada y Sevilla es la historia del fracaso del Eje Ferroviario Transversal

  • El bypass de Almodóvar ahorrará 20 minutos pero dentro de dos años

Vista de la Eje Transversal Andaluz, cuyas obras están paradas desde 2014, y que uniría Granada y Sevilla en 75 minutos. Vista de la Eje Transversal Andaluz, cuyas obras están paradas desde 2014, y que uniría Granada y Sevilla en 75 minutos.

Vista de la Eje Transversal Andaluz, cuyas obras están paradas desde 2014, y que uniría Granada y Sevilla en 75 minutos. / Archivo

La puesta en marcha de los trenes Avant de Alta Velocidad entre Granada y Sevilla llega con el mismo 'pero' que lo hicieron en junio los AVE con Madrid y Barcelona: tiempos de viaje e infraestructura remendada. En el caso de los trenes con las dos grandes capitales del país, al final la diferencia es mínima porque la mejora con respecto a los antiguos servicios convencionales era bastante importante.

Y aunque también existe con la nueva relación con Sevilla, de haberse ejecutado todos los planes y todas las obras que iban a conectar Granada con la capital andaluza, la conexión sería mucho más rápida y competitiva con respecto a otros medios de transporte. Y no son pocos. En este mapa se pueden comparar la nueva conexión por Alta Velocidad con la convencional y las diferentes mejoras que tendría la conexión Granada-Sevilla.

El EFTA

Son las siglas del Eje Ferroviario Transversal de Andalucía. Era la gran obra que se comprometió a ejecutar la Junta y que iba a revolucionar las comunicaciones férreas en la comunidad. En 2004 se presentó el plan autonómico que contemplaba un eje Sevilla-Málaga-Granada, con una posterior expansión a Huelva y Almería, por eso recibió el nombre oficioso de A-92 ferroviaria, ya que prácticamente seguía el mismo camino.

Esta obra es fundamental para entender la historia del AVE Granada-Sevilla. Unía por el trazado más lógico las dos ciudades con doble vía electrificada, pasando por los mismos lugares que la línea convencional pero más recta y directa. Cuando estuviera ejecutada, el tiempo de viaje se reduciría a los 75 minutos, es decir, una hora y cuarto. La diferencia con el Avant actual es bastante significativa, donde como mínimo se tardan 2 horas y 25. Es decir, de estar el EFTA, la reducción de tiempo alcanza nada menos que una hora y diez minutos. La vuelta que dan ahora los trenes por Córdoba se nota. No es el trazado más adecuado.

La Junta ejecutó las obras entre Antequera-Santa Ana y Marchena, ya que entre la estación malagueña y Granada las iba a acometer el Ministerio de Fomento. Sin embargo, el ente autonómico tan sólo ejecutó las obras de la plataforma para poner la doble vía, y en 2014 renunció al proyecto por falta de financiación. Fueron muchas las intentonas para que se instalara la vía, aunque fuera sólo de ancho ibérico para permitir mejorar los tiempos de los trenes convencionales. Tan sólo se ha instalado esta vía entre Osuna-Aguadulce-Pedrera, en Sevilla, como solución a la caída de un puente tras las riadas de otoño de 2018, pero aquella solución urgente sigue paralizada por problemas burocráticos.

Bypass de Almodóvar del Río

El bypass de Almodóvar del Río conecta las líneas Madrid-Sevilla y Córdoba-Málaga en un ramal. El bypass de Almodóvar del Río conecta las líneas Madrid-Sevilla y Córdoba-Málaga en un ramal.

El bypass de Almodóvar del Río conecta las líneas Madrid-Sevilla y Córdoba-Málaga en un ramal. / Archivo

Prácticamente acto seguido a la renuncia de la Junta a ejecutar el EFTA, y la negativa del Estado a continuar con el proyecto, se empezó a estudiar cómo acortar los tiempos de viaje por línea de Alta Velocidad entre Sevilla y Málaga, que ya llevaban seis años conectadas con servicios Avant, pero con una maniobra necesaria en Córdoba (invertir la marcha del tren en su estación), algo que también harán ahora las circulaciones desde Granada.

En 2015 entonces se incluyó ya una partida en los Presupuestos del Estado para el llamado bypass de Almodóvar del Río, un ramal que en las proximidades de la población cordobesa, uniese las líneas de AV Córdoba-Málaga con la Madrid-Sevilla, y así evitar el paso por la estación cordobesa y parar obligatoriamente.

Este ramal causó polémica en la ciudad califal, ya que evitaba el paso de estos trenes por la ciudad, por lo que se perderían frecuencias. Tras varios años de tira y afloja, en 2018 se decidió seguir con el proyecto. Había tres opciones para el ramal y finalmente fue escogido el más corto, de una longitud de 1,7 kilómetros que aprovecharía los escapes ya instalados en las ambas líneas en Almodóvar y La Marota.

La reducción de tiempo es de 20 minutos, por lo que los Avant Granada-Sevilla pasarían a tardar 2 horas y 5 minutos en el mejor de los casos, y de 2 horas y 23 en el peor. En este último caso, mejoraría el mejor tiempo actual. La duda queda en qué pasará con los viajeros que usaran los Avant para Córdoba. ¿Cuántos pararían en la ciudad califal? Esa será obra batalla.

Hace pocas semanas se adjudicó la supervisión de las obras, por lo que pueden comenzar en cualquier momento. El plazo de ejecución es de 20 meses.

Variante de Loja

Viaducto de Riofrío, antes de la variante de Loja, en construcción después de paralizarse en 2016. Viaducto de Riofrío, antes de la variante de Loja, en construcción después de paralizarse en 2016.

Viaducto de Riofrío, antes de la variante de Loja, en construcción después de paralizarse en 2016. / Álex Cámara

Es el cuello de botella de la provincia de Granada, que evita, por ejemplo, viajar a Madrid en menos de dos horas. Con los tráficos hacia Sevilla sucede lo mismo. De haberse realizado (el Gobierno renunció a ello en 2014 por su alto coste para optar por una adaptación de la línea convencional del siglo XIX), se ganarían los 20 minutos que se pierden con el actual trazado entre Riofrío y Loja, donde los trenes de Alta Velocidad circulan a poco más de 30 kilómetros por hora.

Con lo cual, el tiempo de viaje a Sevilla, sin el EFTA y con el bypass de Almodóvar y la variante lojeña hechos, ahorraría prácticamente 40 minutos de trayecto. De esta forma, el traslado hasta Santa Justa, se acercaría a la hora y 14 minutos en el mejor de los casos, y 2 horas y 3 minutos en el peor, aproximadamente.

En la actualidad, no hay proyecto para la variante de Loja. Sólo está en marcha la construcción del viaducto de Riofrío, del que se acaba de adjudicar el contrato de control de obras. Del resto no se sabe nada. Sigue siendo Alta Velocidad pero con comillas.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios