Patrimonio

La restauración del Maristán arrancará a finales de este año

  • La consejera de Cultura visitó ayer el monumento nazarí para anunciar el proyecto, que contará con un presupuesto de 1,3 millones y un plazo de ejecución de 18 meses

Comentarios 1

Después de 33 años esperando y de varias presentaciones de restauraciones infructuosas, el Maristán abrirá sus puertas a mediados de 2021. Al menos las obras de consolidación y restauración del antiguo hospital nazarí del siglo XIV, ubicado en el Albaicín, se iniciarán a finales de este año en el marco de un proyecto que tendrá un presupuesto de 1,38 millones de euros y un plazo de ejecución de 18 meses.

Así lo anunció la consejera de Cultura y Patrimonio Histórico, Patricia del Pozo, durante la visita al monumento, que actualidad se encuentra en lamentable estado de conservación. En el recorrido, Del Pozo estuvo acompañada del alcalde de la ciudad, Luis Salvador; la secretaria general de Patrimonio Cultural, Macarena O'Neill; la directora general del Patronato de la Alhambra, Rocío Díaz, y el arquitecto Pedro Salmerón, autor del proyecto.

La recuperación del único hospital de Al-Ándalus del que se tiene suficiente información está cerca del visto bueno de la comisión pertinente al documento técnico para la ejecución de la primera fase, que comprenderá la consolidación y restauración del pórtico Sur del edificio.

Se trataba del último trámite administrativo antes de la licitación y el inicio de las obras del proyecto. "Después de tantos años de idas y venidas, tenemos el reto de detener los procesos de deterioro de este edificio emblemático de la ciudad, recuperar la unidad del edificio y sus retos arqueológicos más relevantes, hacerlos comprensibles y abriéndolos a la visita pública en adecuadas condiciones y bajo perspectivas sostenibles, culturales y de innovación", detalló la consejera sobre esta primera etapa de la intervención, que se subvencionará con fondos de la Alhambra.

El importe de las obras, superior a un millón, será aportado por la Alhambra

Del Pozo señaló, asimismo, que uno de los objetivos de la Consejería de Cultura y Patrimonio Histórico es que "el Albaicín se vea beneficiado también de la gestión de la Alhambra, ya que los granadinos tienen que sentir y notar que el monumento nazarí reporta beneficios para la ciudad en materia de patrimonio, y este es un buen ejemplo de ello".

Por su parte, la directora del Patronato de la Alhambra insistió en que "destinar parte de los beneficios de la gestión de la Alhambra a la conservación del monumento pero también del Albaicín" era una demanda histórica de los populares granadinos que casa ahora con otra demanda histórica, en este caso de los vecinos del barrio y de los granadinos: la recuperación de este edificio histórico "que durante años ha sido sinónimo de abandono y desidia".

"Eso se ha acabado y vamos a empezar ya a rehabilitar y recuperar este valioso edificio", apostilló la Consejera, quien detalló que la intención de la administraciones es que la segunda fase de la obra se apruebe y licite mientras se ejecutan los trabajos de la primera para que comience en cuanto finalice esta. De esa forma, y según los cálculos del arquitecto, Pedro Salmerón, el Maristán podría estar restaurado en su totalidad en "unos cinco años".

Recreación virtual del edificio del Maristán cuando acabe la rehabilitación Recreación virtual del edificio del Maristán cuando acabe la rehabilitación

Recreación virtual del edificio del Maristán cuando acabe la rehabilitación / G. H.

La propuesta arquitectónica elaborada para la recuperación del monumento responde a una metodología basada en el estudio profundo de las fuentes documentales, la valoración integrada de la información emanada de las campañas arqueológicas y las directrices establecidas por el Patronato de la Alhambra.

La segunda fase, también de dos años de duración, comprendería la recreación desde criterios actuales de la zona de la alberca central y los pabellones laterales, de forma que el edifico resultante sería similar al Corral del Carbón.

Será entonces cuando el Maristán nazarí se incorporará a la visita de los monumentos del Albaicín gestionados por el Patronato de la Alhambra dentro del programa Dobla de Oro.

Sin embargo, ya una vez finalizada esta primera fase abrirá sus puertas, aunque sea mediante visitas guiadas por especialista, tal y como señaló Díaz, quien calificó su que su puesta a disposición de granadinos y visitantes como "un factor importante por las posibilidades que ofrece para completar y diversificar la oferta cultural y turística del área declarada Patrimonio Mundial por la Unesco".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios