Balance

Resumen político de Granada en 2019: agujetas electorales

  • Dos elecciones generales y unas municipales, además de la resaca de las autonómicas de finales de 2018, han protagonizado el curso

Resumen político de Granada en 2019: con agujetas de ir a votar Resumen político de Granada en 2019: con agujetas de ir a votar

Resumen político de Granada en 2019: con agujetas de ir a votar

La crónica política de 2019 está marcada por todos los procesos electorales que se han sucedido sin solución de continuidad, haciendo de la visita a las urnas un elemento más de la vida cotidiana de los ciudadanos, como ir a comer a casa de los suegros el domingo. Así, de la resaca electoral se ha pasado a las agujetas. Dos elecciones generales en el espacio de seis meses y unas municipales en medio han acaparado los titulares en los que, como nexo común, la provincia ha acabado teñida de rojo socialista, aunque la paleta de colores política ha variado notablemente en el balance final con un aumento del azul del PP, un incremento notable del verde de Vox, una caída moderada de Podemos-IU y el batacazo final del naranja de Cs, que de ser un color predominante a comienzos de año ha pasado casi a la intrascendencia en las urnas. Eso sí, con la Alcaldía de Granada en su poder. Pero si se tuviera que conceder el premio a la revelación del curso político, el galardón iría a parar a Vox, que ha pasado del amateurismo del ‘Vota a Nogueras que no te enteras’ de las municipales de 2015 a llenar palacios de deportes y a decidir alcaldes.

Cambios en la Junta

Con todo, 2018 comenzó con la resaca de las elecciones autonómicas del 2 de diciembre de 2018, que trajo consigo el gobierno del cambio de PP y Cs que finalmente se visibilizó en Granada en febrero cuando se produjo el traspaso de poderes en la sede de la Junta en el edificio de La Normal. Unos días antes, Marifrán Carazo fue nombrada como consejera de Fomento de la Junta de Andalucía, el área con más músculo inversor, lo que de paso convertía a la granadina en una de las políticas con más poder y una de las más cercanas al presidente de la Junta, Juanma Moreno.

Relevo en la Junta. Relevo en la Junta.

Relevo en la Junta.

Y de su entorno en el PP acabaron saliendo los nombres que fueron tomando los puestos de responsabilidad en Granada, caso de Pablo García en la Delegación del Gobierno de la Junta, Rocío Díaz en la dirección del Patronato de la Alhambra y el Generalife, o Concha de Santa Ana en la Fundación El Legado Andalusí, aunque para otros puestos como la gerencia de Cetursa o del PTS se buscaron perfiles técnicos como el de Jesús Ibáñez o el de Ana Agudo, respectivamente.

Otros nombramientos duraron lo que duran dos peces de hielo en un güisqui on the rocks, como el de Elisa Fernández-Vivancos, que 24 horas después de ser nombrada como delegada territorial de Justicia, Regeneración y Turismo de la Junta de Andalucía en Granada presentó su renuncia al relacionarse en su pasado  como jefa del gabinete jurídico andaluz en la provincia con el caso Nevada.

Primera cita con las urnas

La primera cita con las urnas fue el  28 de abril, en este caso las generales, donde el PSOE consiguió llevar al Congreso a tres diputados -José Antonio Montilla, Elvira Ramón y José Antonio Rodríguez Salas-, mientras que PP (Carlos Rojas), Cs (Fran Hervías), Unidas Podemos (Pedro Honrubia) y Vox (Macarena Olona) consiguieron el resto de actas de diputados por Granada. Para el Senado el PSOE situó a Sandra García, Alejandro Zubeldia y Javier Aragón, mientras que el fichaje estrella del PP, el periodista Vicente Azpitarte, completo la terna de granadina para la Cámara Alta.

Crisis en Vox

En el caso de Vox, la confección de las listas provocó una crisis interna que acabó con el cese de Julio Vao, el presidente provincial del partido, tras publicarse que había sido condenado por un caso de su etapa en una sucursal bancaria.

Macarena Olona. Macarena Olona.

Macarena Olona.

Manuel Martín asumió el cargo, que seguirá ostentando hasta la convocatoria del congreso provincial para la próxima legislatura, mientras Macarena Olona se convirtió en el alfa y el omega de la formación en Granada, además de ser el martillo pilón de Vox en el Congreso, con episodios como el de su expulsión de la mesa del Congreso por parte de Meritxell Batet. Y tras la crisis llegó el éxtasis en la noche del 10-N.

Elecciones municipales

En este momento, antes de los comicios, Luis Salvador anunció que no volvería a encabezar la lista al Congreso y que lideraría el asalto de Cs a la Alcaldía de Granada, dando paso al secretario de Organización de Cs, Fran Hervías, para encabezar la lista de la formación naranja al Congreso de los Diputados. También a principios de año, en febrero, Sebastián Pérez presentó su proyecto de La Gran Granada para optar a la Alcaldía y poco a poco fue dando a conocer su lista totalmente renovada, con ausencias notables como las de María Francés y Juan Antonio Fuentes, imputados en diferentes casos de presunta corrupción.

En el PSOE repitió como era de esperar el que era el alcalde de Granada Paco Cuenca, mientras que la coalición Podemos-IU, tras un casting para encontrar un nuevo perfil que liderara la confluencia de cara a las municipales, apostó por el periodista Antonio Cambril. Y Vox, tras la marejada con la salida de Julio Vao, apostó por Onofre Miralles, con pasado en el PP y un largo desencuentro con Sebastián Pérez que acabó siendo fundamental pasado el tiempo tras las elecciones municipales para que Luis Salvador pudiera sostener el bastón de mando en la plaza del Carmen.

José Entrena. José Entrena.

José Entrena.

Pero, como decía el bigotudo camarero de Irma la Dulce, esa ya es otra historia de la crónica municipal. En paralelo, José Entrena no necesitó ninguna reunión tras las elecciones municipales del 26 de mayo y pudo revalidar la presidencia de la Diputación con una ya casi en desuso mayoría absoluta, mientras el PSOE retuvo municipios importantes como Armilla, Baza, Maracena o Salobreña, mientras el PP recuperó enclaves estratégicos como Motril o Guadix y retuvo municipios como Loja.

El gran superviviente

En todo caso, Sebastián Pérez ha sido uno de los protagonistas destacados de la crónica política desde diferentes perspectivas y demostrando que Lázaro de Betania es un principiante en el arte de resucitar comparado con el líder del PP. Mientras muchos preparaban su sepelio político por la impugnación del Congreso Provincial de los populares de 2017, sobre todo después de que  el Juzgado de Primera Instancia número 7 de Granada estimara  de forma íntegra la demanda de Juan García Montero contra el PP y dejara o sin efecto el congreso en el que fue reelegido Pérez. Pero en septiembre llegó la nueva resurrección del presidente provincial del PP, después de que la Audiencia Provincial dejara sin efecto la sentencia que invalidó la convocatoria.

Sebastián Pérez. Sebastián Pérez.

Sebastián Pérez.

Con este respaldo llegó la repetición de las elecciones generales del 10 de noviembre y el PP le ofreció encabezar la lista para el Senado, aunque la contrapartida era abandonar el Ayuntamiento y dejar expedito el camino para la renovación del partido en Granada.

Fue en este momento, cuando más afloraron las divisiones internas en el partido y la oposición a Sebastián Pérez salió de las sombras, cuando el veterano líder popular demostró su cuajo político y, cuando todos daban por hecha su marcha a Madrid, paró el tiempo y no sólo resistió los cantos de sirena, además consiguió que José Robles, alcalde de Güéjar Siera y cercano a Pérez, desplazara a Vicente Azpitarte, amigo personal de Pablo Casado, como cabeza de lista al Senado.

Este movimiento originó otra guerra soterrada en el partido y en las redes, con una campaña de memes que pedían saltarse la casilla de Robles, pero tras las risas las urnas refrendaron la apuesta por el alcalde  de Güéjar, que además cuenta con el respaldo de Teodoro García Egea, secretario general del PP.

Pero Azpitarte estuvo apenas un mes en barbecho político y, justo cuando valoraba volver a la radio tras recibir una importante oferta, le llegó el nombramiento como delegado de la Junta en Madrid

Pero las cuitas internas no han sido territorio exclusivo del PP y las tensiones en Podemos estallaron con el cese del coordinador provincial, José Moreno, que pese a pertenecer al sector anticapitalista fue fulminado en verano por lanzar mensajes en contra de la doctrina oficial de Teresa Rodríguez.

Campaña del 10-N

En todo caso, la campaña discurrió anodina en Granada a excepción del mitin que ofreció Vox en un abarrotado Palacio de Deportes, con cerca de 8.000 animosas personas en las gradas, lo que tuvo después su reflejo en las urnas, donde superó los 100.000 votos y adelantó al PP en municipios estratégicos como Armilla y en distritos de la capital como la zona Norte. 

Vox habría duplicado sus concejales en el Ayuntamiento si las elecciones del 10-N hubieran sido municipales, pasando de los tres actuales a seis. El PSOE bajó en votos pero mantuvo el tipo, mientras el PP y el partido de Santiago Abascal se repartieron los restos del naufragio de Cs, lo que a los populares les bastó para que el segundo al Congreso, Pablo Hispán, jefe de Gabinete de Pablo Casado, consiguiera un escaño al segundo intento. Unidas Podemos también capeó el temporal tras la irrupción de Más País de Íñigo Errejón, que fichó a la ex de Podemos Ana Terrón para encabezar la lista por Granada,  lo que permitió a Pedro Honrubia conservar su asiento en la Cámara Baja.

Fran Hervías. Fran Hervías.

Fran Hervías.

Fran Hervías, el 'lobo' de Cs, se quedó fuera del Congreso tras una campaña en la que no participó el alcalde Luis Salvador y, tras la dimisión de Albert Rivera, dejó el puesto de secretario de Organización aunque se mantiene en la gestora que dirige el partido -con permiso de Inés Arrimadas- hasta el próximo congreso de la formación naranja.

Así, tras el atracón electoral, 2019 cerrará con el PSOE como fuerza hegemónica, el PP recuperando músculo, sobre todo tras ganar las elecciones en la capital en las últimas elecciones generales y con Vox como tercera fuerza predominante y siendo, de mantenerse este panorama, el socio prioritario del PP para tejer mayorías de derechas en los ayuntamientos.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios