Municipal

Los tiempos turbulentos vuelven al Ayuntamiento de Granada: las reacciones tras la dimisión de Sebastián Pérez

  • Críticas desde PSOE, Vox y Podemos-IU a la dimisión de Sebastián Pérez y al equipo de gobierno municipal

Sebastián Pérez, durante la votación en la que Luis Salvador fue elegido alcalde. Sebastián Pérez, durante la votación en la que Luis Salvador fue elegido alcalde.

Sebastián Pérez, durante la votación en la que Luis Salvador fue elegido alcalde. / Archivo

La decisión de Sebastián Pérez de renunciar a sus competencias dentro del equipo de gobierno municipal no tardó en acaparar el foco de atención, ni las reacciones del resto de formaciones políticas. Y es que los "tiempos turbulentos", como acuñó el portavoz de Podemos-IU, Antonio Cambril, han vuelto a planear sobre el bipartito.

"No sorprende a nadie, ya que se lleva viendo venir desde que presuntamente se pactara el 2+2 con Luis Salvador, y después las direcciones de los partidos decidieran cambiar la Alcaldía de Granada con la de otras provincias", manifestó Cambril, que aseguró que "este nuevo vaivén municipal crea un futuro inquietante para el Bipartito y deja las manos libres a Sebastián Pérez, quien va a funcionar al margen del PP, y su renuncia anuncia una mayor inestabilidad en un mandato ya tormentoso desde que comenzó. Este revés hace pensar que nos podemos llevar sorpresas como una moción de censura cuando se cumplan dos años del presunto 2+2 el próximo 15 de junio". "Esta ciudad no tiene rumbo", manifestó por su parte el concejal del PSOE, Jacobo Calvo, que aseguró que "un año y medio después estamos en la casilla de salida con aquel pacto de los trapos sucios. Es una auténtica vergüenza la situación en la que el Ayuntamiento se encuentra ahora mismo".

Para el socialista, "están demostrando la debilidad extrema de un gobierno paralizado, incapacitado y sin liderazgo, justo cuando la ciudadanía más lo necesita y cuando las familias granadinas más reclaman tranquilidad, estabilidad y un mando claro. Granada pierde, los granadinos pierden, solo tenemos que ver que vamos tarde a todo y nada de eso pude seguir pasando en Granada". Ante ello, insistió en que "por parte del grupo municipal socialista seguiremos velando como hasta ahora por el interés general y por que se aborden los verdaderos asuntos que esta ciudad necesita".

Sin embargo, quien se mostró más crítico fue el portavoz de Vox, Onofre Miralles, al asegurar que "es una decisión tardía e irresponsable. Esto es la consecuencia de la situación desde el 15 de junio del año pasado, el día en que hincó la rodilla en contra del beneficio de Granada, para el cumplimiento de las órdenes de su partido. En ese momento, a nuestro juicio, cometió una indignidad contra la ciudad de Granada que a día de hoy la sigue manteniendo porque aunque ha dejado la tenencia de Alcaldía y sus competencias, mantiene un acta de concejal que la ciudad de Granada se la dio para que hiciera una ‘Gran Granada’ y que ahora solo la mantiene no se sabe bien para qué, tendrá que ser él quién conteste".

Asimismo, Miralles criticó la posibilidad de que Pérez se quede en el Consejo de Administración de Emasagra: "Otra cuestión que nos preocupa se mantenga o no, no lo sabemos porque lo hemos preguntado en el pleno y no se nos ha contestado, que se pueda mantener en el Consejo de Administración de Emasagra que de todos es sabido que es una empresa que da unos beneficios importantes a la ciudad y que tiene muchos contratos e intereses detrás. Algo tendrá el agua cuando la bendicen", manifestó.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios