Día de Todos los Santos | Personajes enterrados en el Cementerio de Granada Un recorrido por el camino de los ilustres granadinos en el Cementerio de San José

  • Ángel Ganivet, Emilia Llanos, Emilio Herrera, Federico Olóriz, Berta Wilhelmi, Carlos Cano, Chicho Ibáñez Serrador y Enrique Morente, entre otros, están enterrados en el camposanto

Chicho Ibáñez Serrador, creador del programa 'Un, dos, tres...' Chicho Ibáñez Serrador, creador del programa 'Un, dos, tres...'

Chicho Ibáñez Serrador, creador del programa 'Un, dos, tres...' / G. H.

El Cementerio de San José se llenará hoy de velas, flores y visitantes con motivo del Día de Todos los Santos. Muchos pasearán por el hermoso camposanto sin saber quizá la larga lista de personajes ilustres que allí yacen. Una de ellas, la intérprete Pepita Serrador, dijo del lugar que "sólo en Granada puede ocurrir que un cementerio, en lugar de estar envuelto en tristeza, esté cubierto sólo por la nostalgia". Antes de fallecer, la actriz argentina expresó su deseo de ser enterrada aquí. El Ayuntamiento le cedió la sepultura a perpetuidad y costeó el mausoleo. Su hijo, Chicho Ibáñez Serrador, descansa a su lado desde 2019. El creador de la televisión moderna murió a los 83 años en Madrid, pero pidió estar junto a su madre, a la que tanto admiró y quiso. 

Entre los artistas más destacados se encuentra Ángel Ganivet, escritor, diplomático y autor del Idearium español. Sus restos reposan en el patio primero del cementerio. "Dejó dicho a su familia que quería una tumba sencilla. Una losa con una cruz encima. Está a la vista en el cementerio", explica Celia Correa, presidenta del Centro Artístico, Literario y Científico de Granada. Otro importante personaje enterrado allí es Antonio Joaquín Afán de Ribera, abogado, dramaturgo y periodista del siglo XIX. "En su tiempo era todo un personaje. Era autor de Las noches del Albaicín, una serie de trabajos de tipo costumbrista que hablaba de Granada, sus barrios y sus fiestas", señala Correa. Sin olvidar a Valentín Barrecheguren y Santaló, un médico, pintor, industrial, intelectual, tertuliano y activista cultural de la misma época.

Imagen del escritor y pensador granadino Imagen del escritor y pensador granadino

Imagen del escritor y pensador granadino / G. H.

Muchas mujeres adelantas a su tiempo pueblan el camposanto. Entre ellas, Rosario Bertuchi López. "Una pianista excepcional y de renombre que en su tiempo fue famosísima. Daba conciertos a finales del XIX y principios del XX. Era toda una figura", asegura la presidenta del Centro Artístico. También está Joaquina Eguaras, la primera profesora de la Universidad de Granada en 1925 (y la única hasta 1935). Nacida en Navarra, esta pionera se abrió paso en un mundo de hombres y llegó a ser también la primera alumna de la Facultad de Filosofía y Letras de la UGR. "Tenía dos enterramientos a su nombre, pero no estaban sus restos allí. Finalmente se encontraron en otra sepultura", cuenta Correa.

Emilia Llanos, al borde del desalojo

Si hablamos de mujeres valientes, es imposible no recordar a la intelectual Emilia Llanos. Ligada a la tertulia del Rinconcillo del Café Alameda, sus restos descansan desde hace más de 50 años en el cementerio de San José. "Amiga de Lorca y adelanta a su época. Muy culta para aquellos años donde la mujer estaba relegada a la casa. Era una referencia en la cultura granadina. Cuando vino Juan Ramón Jiménez ella, junto a Lorca y Falla, lo acompañó a él y a Zenobia Camprubí en su visita", destaca. Llanos también ayudó a Agustín Penón con su investigación sobre la muerte de Federico. Hace dos años, su lápida apareció con una pegatina amarilla de Emucesa donde se decía que la tumba había vencido el plazo de concesión. El Ayuntamiento finalmente no firmó el expediente de desalojo.

Un caso similar originó un notable revuelo mediático en 2016, cuando se anunció que habían vencido las tumbas de personajes como el pintor Marino Antequera; el arquitecto conservador de la Alhambra Modesto Cendoya (intervino en el trazado de la Gran Vía); el restaurador del Carmen de los Mártires y el Monasterio de San Jerónimo Rafael García Bonillo; o el músico y compositor Valentín Ruiz Aznar, ante lo que el Centro Artístico pidió que sus restos se depositaran en el panteón de personas ilustres de la ciudad. En este mismo espacio, creado en 2010, se encuentran el escultor José Navas-Parejo; el médico Federico Olóriz; el dueño del Chikito Luis Oruezábal; el pintor Enrique Padial; y el poeta José Ladrón de Guevara. "Tenemos solicitados que se incluyan más, pero con estas líos municipales dificulta mucho que los expedientes puedan avanzar", reconoce Correa, que cree que estas tumbas "deberían están reconocidas con marcas para recordar estos personajes que dejaron tanto bueno en vida".

Berta-Wilhelmi-Enrich Berta-Wilhelmi-Enrich

Berta-Wilhelmi-Enrich

Una tumba vacía

Otra fémina distinguida enterrada en el camponsanto es Berta Wilhelmi, una empresaria, educadora, filántropa y feminista nacida en Alemania. "Otra mujer adelantada a su tiempo y humanista. Creo el Patronato Antituberculoso de la Alfaguara, que ahora está abandonado. Cuando vino, en el siglo XIX, hacía cosas que escandalizaban a la gente. Se separó del marido y llevada una vida autónoma", subraya.Según algunas fuentes, Consuelo Tamayo La Tortajada, bailarina y cantante de Santa Fe que con quince años debutó en el Empire de París, estaba enterrada en el Cementerio de San José. "No se ha confirmado todavía. Ella tiene un nicho a su nombre aquí. Cuando dije que ahí estaba, lo abrieron y estaba vacío. Me han dicho que sería muy posible que lo comprara para algún familiar y luego sacaran sus restos. Hay varios casos así en el cementerio. Aunque figuran a nombre de una persona no estaba enterrada porque lo compraba para otra persona", asegura Correa.

Entre los pintores destacados están José Acosta Medina, que formó parte de la tertulia de El Rinconcillo; Marino Antequera García, que además era crítico de arte, escritor y académico; el escultor Francisco López Burgos, que además es autor de algunas de las esculturas del cementerio; e Isidoro Marín, que tiene cuadros en el Prado. En el ámbito empresarial, destaca entre todos el fundador de Puleva, Luis de Ángulo Montes. "Presidió la empresa en sus comienzos. Fue miembro del Consejo General de Abogacía Española y director general de Seguros en el Ministerio de Hacienda entre 1979 y 1982 con UCD gobernando la Transición", explica.

La estatua en honor a Emilio Herrera en Granada La estatua en honor a Emilio Herrera en Granada

La estatua en honor a Emilio Herrera en Granada / G. H.

Un científico de talla mundial

Entre los científicos más brillantes que yacen en el camposanto se encuentra Emilio Herrera, una figura mundial en la astronáutica. Fue un hombre renacentista (ingeniero, militar, científico y político) y conocido por ser el creador del primer traje especial y su defensa de la Segunda República. "La NASA le tiene dedicada una sala. Se carteaba con Einstein. Murió en Francia exiliado casi en al pobreza", recuerda Correa. Otro personaje inolvidable enterrado allí es el futbolista José Millán González. Debutó como profesional en 1939 con el Granada CF a los 19 años y jugó durante 11 temporadas en el club.

Es imposible acabar este reportaje sin mencionar al poeta Javier Egea, que estará en la memoria de todos aquellos que lo lean; al músico Carlos Cano en el 20 aniversario de su muerte; al cantaor Enrique Morente cuando se cumplen diez años de su adiós; al poeta y agitador cultural Juan de Loxa; y al músico, poeta y periodista de Granada Hoy Jesús Arias. "Hay palabras que saben quiénes somos / y que doblan doloridas / el recodo de los cementerios", escribió el artista. Hoy (y siempre) nos toca recordarlos.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios