Crisis del Covid-19

Gabriel H. Walta, en el universo de un dibujante confinado y atareado

  • El autor con dos Premios Eisner desvela su rutina de trabajo habitual, da consejos útiles para sobrellevar el teletrabajo y habla de sus próximos proyectos (un 'spin-off' de 'Black Hammer')

Un cuadro de Walta hecho por capricho. Un cuadro de Walta hecho por capricho.

Un cuadro de Walta hecho por capricho. / Gabriel H. Walta

El teletrabajo se ha convertido para muchos españoles en un práctica habitual tras la declaración del estado de alarma el pasado 15 de marzo. Algunos han intentado adaptarse al nuevo modelo laboral como pueden, otros lo han afrontado a duras penas. No es el caso de Gabriel H. Walta, autor de cómics melillense afincado en Granada desde hace décadas. "La rutina es parecida a la de toda la vida. Los dibujantes estamos acostumbrados a estar en casa durante mucho tiempo", explica el autor al otro lado del teléfono mientras afirma estar "bien". "En realidad, el cambio es más mental", cree.

El dibujante, ganador de dos Premios Eisner, ha visto su vida cambiar un poco a raíz de las restricciones. "Violeta, mi mujer, es microbióloga. Antes de que hubieran casos en Granada ella ya estaba en alarma. Cuando tiene guardia la llevo y después la recojo para que no coja autobús. Ella tiene que llevar siempre su identificación. El primer día (tras la declaración del estado de alarma) nos pararon. Nos dijeron que ella se tenía que sentar detrás, no en el asiento del copiloto. Aunque estamos todo el día juntos en casa", relata.

El oficio de dibujante, por lo general, es bastante solitario. ¿Qué consejos le da a los ciudadanos para sobrellevar el confinamiento? "Muchos dibujantes, autónomos que trabajan en casa, han ofrecido sus consejos. Son hábitos saludables más allá de la situación. El principal problema cuando curras en casa es que el trabajo y la vida se confundan. Están en el mismo espacio. Una cosa que sirve mucho, si es posible, es tener una habitación de trabajo. Si trabajas en el salón que no sea en la misma mesa donde comes. Que puedas separar esos dos ámbitos", señala.

Un dibujo hecho por el autor en su tiempo libre. Un dibujo hecho por el autor en su tiempo libre.

Un dibujo hecho por el autor en su tiempo libre. / Facebook Gabriel H. Walta

Cuando Walta empezó a trabajar para Marvel, reconoce, "todo el tiempo que le eches es bienvenido". "El límite te lo pones tú. Tiene que activar el estado mental de que vas a la oficina", aconseja. Otra de las recomendaciones está relacionada con la vestimenta. "Hay gente que teletrabaja en pijama. Lo respeto. Yo no me pongo de tiros largo, pero si tengo ropa para trabajar. Aunque sea un chandal. Cuando yo me ducho y me pongo el pijama se que he terminado la jornada. Que no se confunda la vida personal con el trabajo", insiste.

Dibujar un rato "por diversión"

El autor gráfico de La Visión se reserva una hora para dibujar "por diversión". "Hay días que no puedo hacer nada y otros que antes de trabajar echo un par horas. Es uno de los hábitos que yo tenía antes de la crisis. Mi trabajo es hacer tebeos. Ya es bastante divertido. A veces los límites son más mentales. Me gusta dibujar algo sin un motivo. Ahora con más razón. A veces le das vueltas a la cabeza a una situación muy particular. No sólo a este paréntesis, sino pensando en lo que viene", admite. "Soy así de monográfico: lo que más me divierte es estar con mi familia y dibujar. Cuando pienso en divertirme no pienso en coger una consola. Soy muy malo. En las vacaciones siempre dibujaba", continúa.

Walta dibuja tebeos que le gustaban de pequeño y pinta cuadros, "algo que no hacía desde hacía mucho tiempo". La clave, declara, "es que no le puedas sacar dinero". "Ya hay mucha gente, seguidores, que me piden comprarme los dibujos que hago por gusto. No sé si en el futuro tendré que hacerlo. Por ahora lo hago por disfrute. Me doy el capricho. Para mí el disfrute de pintar estos cuadros o dibujos se basa en la inutilidad. De forma práctica, lo que a mí me ha dado mejores resultados económicos es lo que he empezado haciendo por gusto", reflexiona el artista, que piensa que en "un trabajo creativo necesitas que ese primer arranque sea un poco inútil porque así eres más libre mentalmente, más creativo".

Walta trabaja en un guión propio

Ilustración del próximo trabajo de artista, 'Barbalien: Red Planet'. Ilustración del próximo trabajo de artista, 'Barbalien: Red Planet'.

Ilustración del próximo trabajo de artista, 'Barbalien: Red Planet'. / Twitter Gabriel H. Walta

El dibujante David Lafuente, cuenta, "compartió una frase que había escuchado en un taller de literatura creativa: "La creatividad es caos y la productividad es orden". Nosotros convivimos con eso todos los días. Mi trabajo necesita cierto orden pero también caos". Por eso, el granadino de adopción ha aprovechado para ponerse con un guión suyo. "Cuando esté terminado mi idea será publicarlo. Es lo que me gustaría hacer en un futuro", asevera.

¿Cree que el coronavirus inspirará muchos tebeos? "El tema es recurrente en la literatura, el cómic y las películas. Es una situación que cuando la vives en propias carnes te aporta unos detalles. La literatura ha anticipado muchas de estas situaciones. No sé si habrá un repunte de relato de este tipo para digerir la crisis o si habrá un boom de literatura de evasión", contesta dudoso.

Un encargo para Dark Horse Comics

¿Se ha caído algún proyecto por culpa de esta crisis? "Ahora mismo tengo un encargo para Dark Horse Comics (Sin City de Frank Miller es el buque insignia de la editorial). Los editores no me han dicho que ralentice mi trabajo, ni que no hay dinero. El primer cómic va a ser una miniserie que sale en julio. Esperarán a que la situación cambie o moverán el calendario. Me siguen metiendo tanta prisa como antes”, cuenta entre risas. Walta habla de Barbalien: Red Planet, un spin off de Black Hammer donde trabajará como artista visual junto a la colorista de cómics Jordie Bellaire; y los guionistas Jeff Lemire y Tate Brombal. Los medios estadounidenses especializados lo han definido como "un equipo creativo de estrellas".

El dibujante también tiene por delante dos cómics más. "Tengo un proyecto con un guionista. En condiciones normales tendría un calendario más elástico. A medio plazo mi calendario no ha cambiado. El siguiente se ha anunciado el proyecto, pero no se si ha dicho que yo formo parte de él", precisa. Además, El Torres y él preparan una nueva edición de El bosque de los suicidas.

¿Cómo afectará esta crisis a la industria del tebeo? "Los que trabajamos para una industria grande como la estadounidense será diferente. Tienen más dinero para afrontar estos cambios, esta situación. Quizá el modelo editorial cambie. Se ha hablado de que el cómic digital va a resurgir porque no se puede ir a comprar a las tiendas. Nadie se pregunta si va a desaparecer la literatura como medio. Todo el mundo da por hecho que se van a seguir escribiendo libros. El cómic es un medio que parece que va a desaparecer y siempre encuentra la salida", zanja.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios