Patrimonio

La villa de Salar, a la espera de la declaración BIC tras la agria polémica por las venus

  • Los arqueólogos y técnicos del yacimiento entregarán este lunes a la Junta el proyecto del nombramiento del espacio romano como Bien de Interés Cultural

Un mosaico figurativo de caza “excepcional” descubierto en la villa de Salar. Un mosaico figurativo de caza “excepcional” descubierto en la villa de Salar.

Un mosaico figurativo de caza “excepcional” descubierto en la villa de Salar. / Álex Cámara

El alcalde de Salar, Armando Moya, espera que la polémica generada en los últimos días sobre la devolución de las dos venus halladas en la villa romana no afecte a la solicitud del nombramiento de este yacimiento arqueológico como Bien de Interés Cultural, petición que este lunes tendrá la Junta de Andalucía sobre la mesa. Moya ha señalado que esta situación "no cambia para nada" la relación con el gobierno regional. "Ellos siguen colaborando con nosotros, tienen plena disposición para trabajar con Salar, así se me ha trasladado y yo eso no lo pongo en duda", ha manifestado.

La visita que el delegado territorial de Fomento y Cultura de la Junta en Granada, Antonio Granados, tiene previsto realizar a Salar este miércoles, según el alcalde, "sigue adelante". "Él a mí me ha asegurado que la Junta sigue comprometida con la Villa Romana de Salar y que va a conseguir inversiones para el yacimiento en 2020", confirmó el regidor.

Como adelantó Granada Hoy, las venus de Salar serán trasladadas al Museo Arqueológico el 12 de diciembre. "Ésa es la fecha definitiva de entrega. Ese día es cuando tiene disponibilidad la empresa especializada", aseguró Julio Román, jefe de excavaciones de la villa romana. La empresa SIT, la misma que llevó el Guernica al Reina Sofía hace 25 años, se encargará del transporte de las venus. Las dos piezas de incalculable valor se corresponden con la venus venera y la venus púdica encontradas en la villa romana en las excavaciones de 2012 y 2013.

Ley injusta

"Al ser un transporte especial, requiere ciertos detalles y un trabajo que hay que controlar y no precipitarnos, entonces hemos consensuado con la Junta que el traslado sea la segunda semana de diciembre. Tenemos la voluntad de que se entreguen y yo voy a cumplir con la ley y las voy a devolver, aunque esta ley sea injusta", indicó el alcalde de Salar.

El pasado miércoles cerca de 1.000 personas de Salar y de otros municipios vecinos como Loja, Huétor-Tájar, Deifontes y Alhama se concentraron frente al Consistorio en defensa de su patrimonio. Los manifestante pidieron que las esculturas no abandonaran la localidad, denunciando así la "injusticia" que entendían se estaba cometiendo contra ellos. "Las Venus son de aquí y no se van" o "El pueblo unido jamás será vencido" fueron algunos de los lemas que se escucharon durante la protesta.

Para que se pueda producir el regreso de las venus a esta localidad del Poniente granadino, los arqueólogos y técnicos del yacimiento entregarán este lunes a la Junta de Andalucía el proyecto del nombramiento como BIC de la Villa Romana de Salar, y esperan que la institución autonómica realice este nombramiento lo más pronto posible.

Además, también trabajan en un proyecto de colección museográfica para albergar de forma permanente a las venus y todas las piezas de interés arqueológicas que vayan apareciendo durante las excavaciones, proyecto que van a presentar al delegado de Cultura en la visita de este miércoles.

Las ventajas de la declaración BIC

El arqueólogo jefe de la Villa Romana de Salar confía en que este trámite sea aprobado antes de verano de 2020, lo que permitiría una protección de los yacimientos y del entorno de la Villa, así como una salvaguarda jurídica de la misma. "El tener concedido el BIC nos haría poder optar a unas subvenciones que son necesarias para que el Ayuntamiento no cargue con todo el peso de pagar las excavaciones, permitiría poder hacer más promoción de cara al turismo e instalando señalética en la autovía A-92, que informara de la presencia de los restos, entre otras muchas ventajas", ha destacado.

La redacción del BIC fue solicitada a los técnicos del yacimiento en marzo de 2019 por parte de la Junta y fue entregada el pasado viernes. Permitiría proteger, además, un área de 500 metros aproximadamente del entorno a la villa, para así conservar el paisaje y protegerlo ante posibles construcciones y cambiar la situación de las parcelas sobre las que se articularía.

Para que las piezas encontradas en las excavaciones no tengan que recalar en el Museo Arqueológico de Granada, tal y como marca la Ley de Museos, tanto los técnicos de las excavaciones como el Ayuntamiento ya tienen preparado el proyecto de colección museográfica de la Villa Romana de Salar. Esta variante de museo, recogida dentro del Proyecto General de Investigación 2019-2023 de la Villa Romana de Salar, se le entregará al delegado de Cultura de la Junta en Granada este miércoles, para que la institución lo estudie y pueda otorgar subvenciones para su construcción.

Este proyecto estaría a la espera de recibir la financiación, aunque, "hay dos mecenas privados vecinos del pueblo que se ha ofrecido a subvencionar parte de las obras, y el Grupo de Desarrollo Rural del Poniente de Granada también va a poner algo de dinero", ha asegurado Román.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios