Innovación

Visión artificial frente al coronavirus

  • La empresa andaluza IOVI dispone de cámaras inteligentes para aportar soluciones a la medición sin contacto y la detección de virus en superficies.

La visión artificial puede ser una herramienta eficaz y rápida para detectar la Covid-19. La visión artificial puede ser una herramienta eficaz y rápida para detectar la Covid-19.

La visión artificial puede ser una herramienta eficaz y rápida para detectar la Covid-19.

El coronavirus tiene un nuevo enemigo: la visión artificial. La empresa andaluza IOVI, una startup de tecnología disruptiva que desarrolla e integra soluciones de visión inteligente, está produciendo dos versiones de su ojo inteligente, INESCUBE, adaptadas especialmente para dar respuesta a la pandemia: StayHealthy y VirusProtect. INESCUBE es un sistema de visión modulable con Hardware embebido y software propio que tiene la capacidad de ser adaptado a cada necesidad a través del software y al entrenamiento de la red neuronal.

La función principal de Stay-Healthy es la prevención y la seguridad en lugares con riesgo de contagio o propensos a aglomeraciones, como hospitales, laboratorios, centros comerciales, supermercados, grandes empresas, centros deportivos, estadios de fútbol, lugares de ocio y tiempo libre, etc. Es capaz de calcular la separación de personas, detecta potenciales aglomeraciones, localiza personas y grupos, detecta comportamientos anómalos como la tos, personas con o sin mascarillas y mide la temperatura corporal, para lo que usa un algoritmo que obtiene una foto de una persona a una distancia de entre 1 y 3 metros, para captar zonas específicas y tratarlas con IA. Puede detectar 68 puntos característicos de la cara. Para mayor precisión en la medición de temperatura. La red neuronal está entrenada a través de los datos de alrededor de 3 millones de rostros.

Con el planteamiento de colaborar de manera activa con la investigación y el desarrollo para la detección de colonias de Covid-19 y otros virus nace VirusProtect, que persigue la eficacia, rapidez y facilidad para los diagnósticos de pacientes infectados, así como la identificación de su presencia en cualquier entorno. Con la tencología de cámaras hiperespectrales de amplio espectro UV-VIS-NIR es posible, mediante análisis de imagen, extraer la composición química de los cuerpos, sustancias orgánicas, alimentos, y cómo éstos pueden verse alterados o contaminados por sustancias o microorganismos de distinto tipo y origen, como por ejemplo bacterias y virus. Con esta tecnología, la empresa espera ser capaz de identificar también colonias de virus en superficies, alimentos, ambientes y/o personas. El software de IOVI basado en redes neuronales con capacidad de aprendizaje profundo o Deep Learning.