Inauguración de la línea de Alta Velocidad Granada-Antequera

El AVEcedario de la alta velocidad en Granada

  • A lo largo de estos años de espera la línea Antequera-Granada ha creado su vocabulario particular de nombres propios

El AVEcedario de la alta velocidad en Granada El AVEcedario de la alta velocidad en Granada

El AVEcedario de la alta velocidad en Granada

Tras años de espera llega por fin el AVE a Granada. Y será Pedro Sánchez el presidente del Gobierno el que se suba en este primer viaje. Le acompañarán Juanma Moreno como presidente de la Junta y Luis Salvador como alcalde de Granada, un triunvirato absolutamente impensable hace un año y medio. Los viajes comerciales comenzarán el miércoles, el día siguiente del trayecto institucional, para poner fin a una larga historia que, entre otras cosas, ha dejado su particular AVEcedario.

A (Ábalos)

El socialista José Luis Ábalos será el ministro de Fomento que pase a la historia como el que inauguró la línea de alta velocidad entre Granada y Antequera. El pasado mes de septiembre se subió en Antequera en un tren en pruebas para llegar a la estación de Andaluces y adelantar que el AVE llegaría en junio, como finalmente ha ocurrido. Ábalos ha sido el séptimo ministro que ha pasado por la cartera de Fomento desde el inicio oficial de las obras con el popular Álvarez Cascos.

B (Baipás)

El famoso baipás de Almodóvar del Río (Córdoba) es un ramal ferroviario que servirá para unir las líneas AVE Málaga-Córdoba y Sevilla-Madrid sin que los trenes tengan que entrar en la ciudad califal.

La anunciada conexión por velocidad alta de Granada con la capital andaluza mediante el servicio Avant también se verá beneficiada por esta obra. La unión entre la Estación de Andaluces y Santa Justa se hará también en menos de dos horas. El importe de la licitación roza los 15 millones de euros y las obras deberán tener un plazo de ejecución de 20 meses, por lo que podría estar en funcionamiento, como fecha más optimista, para el año 2021.

C (Cascos)

En 2001 comenzó la tramitación del proyecto de alta velocidad bajo el gobierno del PP y con Francisco Álvarez Cascos como titular de Fomento. En 2003 se presentó un proyecto low cost con una vía única en el tramo de AVE entre Granada y Bobadilla que según el exministro iba a permitir atender la demanda prevista. Con las elecciones de 2004 en el horizonte que acabaría ganando el PSOE de José Luis Rodríguez Zapatero, Cascos asistió al acto de colocación de la primera traviesa de la línea de alta velocidad Bobadilla-Granada.

D (Demoras)

Es un sinónimo de la historia de la alta velocidad en Granada, que tendría que haber llegado a la provincia en el año 2007, coincidiendo con la entrada en funcionamiento del AVE de Málaga. Así lo prometió en su día el propio Álvarez Cascos, y lo confirmó el socialista José Blanco cuando, en un acto de campaña en 2004, aseguró que en 2007 volvería a Granada y lo haría en “un AVE en debidas condiciones”.

Apenas unos meses después de que Blanco hiciera esa promesa, ya con el PSOE en el Gobierno y Magdalena Álvarez como ministra de Fomento, la inauguración del AVE de Granada desapareció del calendario de 2007. Y conforme avanzaba el tiempo, se hacía más y más patente que no, que el AVE no llegaría en 2007, como tampoco lo haría en 2013, la siguiente fecha prometida por las administraciones.

El cambio de Ejecutivo con la victoria de Mariano Rajoy en las elecciones de noviembre de 2011 también trajo cambios importantes para el proyecto. La ministra Ana Pastor en su primera visita a Granada rehusó dar fechas para la terminación del AVE. La ministra avanzó finalmente que el AVE llegaría a Granada en 2015, una fecha que adelantaba incluso la establecida por Fomento apenas medio año antes, en el que se hablaba de 2016.

Tras los plazos prometidos por Álvarez Cascos, Magdalena Álvarez, José Blanco y Ana Pastor –todos incumplidos–, el ministro Rafael Catalá anunció una nueva fecha para el calendario del AVE: otoño de 2017. Los días pasaron y la fecha quedó en papel mojado, como la que adelantó su sucesor, Íñigo de la Serna, que puso el horizonte del primer trimestre de 2018.

E (Estación)

En 2009 se presentó el ambicioso proyecto del arquitecto Rafael Moneo para que Granada tuviera una estación de AVE del siglo XXI con un coste de 570 millones de euros.

La acechante crisis dejó el proyecto en el olvido y fue entonces cuando el exalcalde José Torres Hurtado se sacó de la chistera otro proyecto de estación en la zona norte de la ciudad, en la Plaza de Europa, con una inversión prevista de 120 millones.

Otro proyecto que llegó a estar sobre la mesa fue el del arquitecto granadino Juan Pablo Canales, un estudio apadrinado por la Marea Amarilla que, entre otras cuestiones, planteaba una estación soterrada bajo el puente del Camino de Ronda y un gran parque en la actual playa de vías que, además, supondría la mayor transformación urbanística de la ciudad desde la apertura del Camino de Ronda.

Finalmente Granada seguirá con su histórica estación de más de 100 años, que cuenta con un nuevo brazo de acero y cristal por el que transitarán los viajeros.

F (Frecuencias)

Serán cuatro los trenes de alta velocidad que partan desde la Estación de Granada cada día, tres con destino a Madrid y uno a Barcelona, y de los cuales dos saldrán en horario matinal, uno a primera hora de la tarde y otro a última. Saldrán a las 7:20 horas, las 14:00 horas, y las 19:30 horas. En la misma jornada también se pondrá en funcionamiento una relación con Barcelona, de entrada con un horario de salida a las 8:00 de la mañana, con dos AVE partiendo a la vez desde Andaluces y la Estación de Sants.

G (Gálibo)

Otro elemento fundamental para que la Agencia de Seguridad Ferroviaria dé luz verde a la circulación de trenes de alta velocidad por el tramo de Loja es el gálibo, que indica la distancia mínima de paso que deben permitir los túneles y la cercanía máxima de postes, semáforos, señales y resto de objetos contiguos a la vía. Finalmente, tras una larga polémica, el túnel de San Francisco cumple con el radio de curvatura de la vía, lo que hace que la distribución del espacio libre sobrante permita el tránsito peatonal en la zona interior de la curva.

H (Homologación)   

La Agencia Estatal de Seguridad de Ferroviaria (AESF) dio luz verde en mayo una vez que se completó el periodo de pruebas de Adif. Después llegaron las pruebas de Renfe, tanto las de integración tren-ruta, como las de formación de maquinistas.

I (Íñigo de la Serna)

El exministro de Fomento del PP fue el que inauguró el periodo de pruebas en la línea de alta velocidad a finales de 2017. Desde el Ministerio se había lanzado la fecha del primer trimestre de 2018 para el comienzo de la explotación comercial, pero De la Serna dejó esta fecha en el aire al augurar, como finalmente ha pasado, un largo periodo de pruebas. De la Serna inauguró las pruebas en Antequera y de ahí regresó a Madrid. Pese al anuncio oficial y a que un tren laboratorio de Adif recorrió el camino, las pruebas no tomaron velocidad de crucero hasta meses después.

J (José Blanco)

El dinero –más bien su falta– fue lo que hizo que los socialistas comenzaran a admitir que el AVE no llegaría en 2013. Ya habían comenzado los planes de ajuste del Gobierno, y aunque en 2011 José Blanco se tiró a la piscina asegurando que el AVE estaría listo para el año siguiente –coincidiendo, una vez más, con la cercanía de unas elecciones–, lo cierto es que los responsables del Gobierno habían comenzado a evitar comprometerse con la alta velocidad granadina.

K (Kilómetros por hora)

La conexión más rápida del AVE granadino tardará 3 horas y 5 minutos en conectar Granada con Madrid. A diferencia de las otras relaciones diarias, este ahorro se debe a que tan sólo hará dos paradas intermedias en Antequera-Santa Ana y Córdoba. La relación Granada-Barcelona tardará seis horas y veinte minutos, con salida aproximada a las 8:00 horas de la mañana desde cada cabecera, por lo que antes de las tres de la tarde los dos trenes podrían arribar a sus destinos. Además, este AVE con Barcelona será directo y en principio no está pensado que efectúe parada en Madrid.

L (Loja)

En Loja se encuentra el Túnel de San Francisco, donde el AVE pasará por una infraestructura del siglo XIX adaptada a la alta velocidad que supondrá además que los trenes tengan que ‘parar en seco’ en este tramo.

M (Mediterráneo)

El intercambiador de Alta Velocidad entre Almería y Granada estará listo en 2020, según las previsiones del Gobierno, que mantiene su previsión para que la conexión de AVE entre Murcia y Granada (el Corredor Mediterráneo de la Alta Velocidad) quede establecida en 2023. El Corredor Mediterráneo es, hoy por hoy, una de las claves para el despegue económico de la provincia.

N (Nuevas líneas)

Los planes de Fomento son que Granada tendrá velocidad alta Avant de media distancia con destino a Córdoba, Málaga y Sevilla a finales de septiembre o principios de octubre. De momento no hay previsión de tiempos ni franjas horarias para los trenes Avant, que aprovecharán el trabajo y las infraestructuras de la alta velocidad en Andalucía. Los convoyes que se usan dentro de este servicio alcanzan velocidades máximas de 250 kilómetros por hora, lo que reducirá el viaje entre Granada y Sevilla a dos horas, según las previsiones iniciales

O (Ofertas)

Para dar la bienvenida al servicio, Renfe ha lanzado una oferta promocional en la que el billete con origen o destino Madrid costará 35 euros y el de Barcelona por 45. Esta oferta de lanzamiento es válida para las compras que se realicen hasta el 30 de junio y para viajes comprendidos entre el 26 de junio y el 15 de septiembre. Una vez finalizada la oferta, el AVE Granada-Madrid costará en clase Turista y tarifa ‘Flexible’ 80,30 euros y de 64,25 euros con tarifa ida y vuelta. Por otro lado, el servicio de Alta Velocidad con Barcelona tendrá un precio de 118,10 euros para el billete sencillo con tarifa ‘Flexible’ y de 94,50 euros con tarifa ida y vuelta.

P (Ana Pastor)

La ministra del PP llegó en plena crisis y fue la responsable de que se acabara aparcando la Variante de Loja, el soterramiento y la estación de Moneo. Pastor decidió en 2015 como titular de Fomento la desconexión ferroviaria durante la ejecución de las obras de la alta velocidad. En principio el corte del tráfico ferroviario era para unos meses, pero se alargó más de tres años hasta que, ya con Ábalos como ministro, se acabó reabriendo la vía de Moreda para la conexión con Madrid con trenes convencionales.

Q (Quejigares)

El Túnel de Quejigares, compuesto por dos tubos con una extensión aproximada de 3,4 kilómetros cada uno, se encuentra situado en el término municipal de Loja, en el quinto tramo constructivo de la Línea de alta Velocidad de Antequera-Granada: Arroyo de la Viñuela-Quejigares. Representa uno de los túneles de mayor longitud de toda la línea, y sin duda el elemento de mayor singularidad de este tramo. Con los recortes en el proyecto, de los túneles sólo se aprovecha uno en la actualidad ya que, al descartase la variante de Loja, este tramo perdió la doble vía.

R (Regulación)

La regulación de los sitemas de seguridad están bajo las siglas ERTMS, que hacen referencia al Sistema de Gestión de Tráfico Ferroviario Europeo (European Rail Traffic Management System en inglés), una infraestructura que garantiza la seguridad de la circulación y la gestión del tráfico ferroviario. Esta tecnología es la que falló en la fase de pruebas del tramo de vía a su paso por Íllora, lo que explica el retraso final en la puesta en funcionamiento del AVE.

S (Soterramiento)

Después del tijeretazo al proyecto del AVE durante el periplo de Ana Pastor, con la acuciante crisis de telón de fondo, el soterramiento del AVE en el tramo de la Chana es la gran reivindicación de la Marea Amarilla. Después de que Fomento presentara un proyecto low cost en 2017 estimado en unos 100 millones de euros, que fue descartado por las instituciones granadinas, Fomento encargó un estudio informativo por cerca de 500.000 euros que debe definir el proyecto aunque no estará listo hasta 2020.

T (Talgo)

Con la entrada en servicio del AVE en la estación de Granada con tres frecuencias diarias desaparecerán las relaciones Granada-Madrid con transbordo en autobús, que estarán vigentes hasta la tarde anterior, al igual que el Talgo que sirvió para reconectar la ciudad con la capital del Estado el pasado noviembre.

U (UTE)

La UTE formada por Dragados y Tecsa se adjudicó los trabajos en Loja en enero de 2015; en abril se cortó el tráfico ferroviario y en agosto comenzaron las obras tras conseguir el permiso medioambiental de la Junta de Andalucía, un trámite al que se adjudicó la responsabilidad de cualquier posible retraso. Al poco la empresa paralizó los trabajos reclamando un modificado del 10%, abriendo un conflicto con Fomento, que significó además un nuevo retraso en la planificación.

V (Variante de Loja)

El Administrador de Infraestructuras Ferroviarias (ADIF) ha licitado con un presupuesto de más de 18 millones las obras para el arranque de la variante de Loja, el primer paso para que el AVE esquive el túnel de San Francisco de Loja donde los trenes tienen que reducir drásticamente su velocidad. También para evitar los 27 kilómetros de vía adaptada a la alta velocidad, curvas incluidas. Estas obras cuentan con un plazo de ejecución de 22 meses y servirán para completar la plataforma del tramo Quejigares-Variante de Loja y un viaducto, que quedaron sin ejecutar,además de construir un primer tramo de plataforma de la propia Variante de Loja.

W (Wifi)

La modernidad ha llegado a los trenes en Granada. El modelo 102 sólo cuenta con wifi en el coche cafetería y el 112 sí cuenta con conexión a internet en todos los coches.

Y (Yacimientos)

En Antequera se localizó, durante las obras de construcción de la línea de alta velocidad el yacimiento Arroyo Villalta, uno de los mayores complejos alfareros de la Cordillera Bética. Entre los restos recuperados, destaca un horno romano, que será expuesto en el Museo de Antequera.

Z (Zapatero)

El expresidente del Gobierno José Luis Rodríguez Zapatero anunció que llegaría en AVE a Granada en 2007, lo que se convirtió con el paso de los años en la principal arma arrojadiza del PP para desmontar la gestión de los socialistas en la alta velocidad. La promesa de Zapatero es un argumento que, años después, los populares siguen defendiendo para poner en valor su gestión entre 2011 y 2018.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios