Cortes de luz

El "transformador de la vergüenza", un problema enquistado que deja sin luz a 200 vecinos de Maracena

  • Los afectados se concentraron anoche en la calle para denunciar la situación que sufren desde el año 2011

  • El Ayuntamiento realiza una "actuación conjunta" para elevar la queja tanto a Industria como a Consumo

Año 2011: un vecino de la calle Rubén Darío comienza a sufrir pequeños cortes de luz. Son microcortes, de apenas unos segundos, pero lo suficiente como para desajustar electrodomésticos, relojes, etc. Hablando con otros vecinos se da cuenta que no es el único, que hay más afectados. Con la llegada del 2012, el problema persiste, por lo que deciden poner una reclamación a Endesa que tuvo respuesta: "Hemos solucionado la incidencia y confiamos en que no vuelva a producirse".

"Esto es lo que han hecho desde el año 2012, confiar, porque no se ha hecho ninguna medida que solucione este problema", expone D. V., portavoz de los vecinos de uno de los bloques afectados en la calle Rubén Darío.

Tal y como explica, el problema radica en lo que consideran "el transformador de la vergüenza". En un principio, "estaba previsto que en la zona se instalase un polígono industrial", expone el portavoz de los afectados, "sin embargo, como consecuencia de un cambio del Plan General de Ordenación Urbana (PGOU), la zona cambió a uso residencial".

Pese a ello, se mantiene el mismo transformador: "Endesa no ha cambiado la instalación eléctrica y ha adaptado a las nuevas necesidades", denuncian los vecinos. "Desde ese año tenemos numerosos documentos que acreditan que hemos presentado numerosas documentaciones tanto a Endesa como al Ayuntamiento y a día de hoy sigue sin haber reparación", aseguraban.

Daños en electrodomésticos, que elementos de los bloque se desconfiguren, gente atrapada en ascensores, e incluso niños que han cogido fobia a montarse en ellos debido a los numerosos fallos que sufren. Estos son algunos de los problemas que acarrean a consecuencia de estos fallos eléctricos y que la noche de este jueves, los hicieron salir a la calle para concentrarse en busca de una solución. 

Debido a los cortes de suministro hay personas que han cogido fobia a subirse a los ascensores

A esa cita acudieron representantes municipales, entre ellos el concejal de Urbanismo, Carlos Porcel, un ingeniero municipal y el concejal de Contratación. Tal y como ha indicado el edil de Urbanismo a este diario, “queremos que Endesa arregle la situación. Lo que nos dice es que lo están solucionando, pero los vecinos nos han hecho llegar que desde 2012 siguen sin solución”.

Para ello, han puesto en marcha una “actuación conjunta” con los vecinos que consiste en que en estos días, todos los afectados recibirán una carta ordinaria con un correo y número de teléfono para que envíen “las quejas individuales, informen de su dirección, de electrodomésticos averiados e incidencias”, según ha explicado Porcel.

Tras ello, el concejal de Urbanismo ha asegurado que se elevará una queja “tanto a Industria como a Consumo”, así como que “los servicios jurídicos del Ayuntamiento de Maracena están estudiando una tercera vía de actuación” para que así la compañía solucione cuanto antes este problema.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios